Ya lo dijo Peter Sondergaard: “La información es la gasolina del siglo XXI, y la analítica de datos el motor de combustión”. La data es fundamental para todas las industrias, aunque si se trata de relaciones públicas, algunos no es exactamente en lo primero que piensan.

Para los estrategas de marketing, los datos siempre han sido la llave. Antes, los medios eran mucho más complejos, por ejemplo, se requería un enorme equipo de personas encuestando a los consumidores. Hoy, todo eso se puede obtener mucho más fácilmente, aunque la cuestión es seleccionar lo que más funciona a la estrategia.  

Con todo esto claro, el marketing y la publicidad simplemente llevan de la mano la data, pero esto no es exclusivo de ellos, sino que las relaciones públicas apuntan a desarrollar las mismas prácticas que estas industrias.

DATA COMO PUNTO CENTRAL

Según una encuesta realizada por Warc a 616 profesionales de marketing y publicidad de todo el mundo, hasta un 59 por ciento de los consultados prevé que Big Data será primordial para las agencias, mientras que otro 55 por ciento opina que lo será para las marcas y empresas.

La data será la médula ósea de cara al 2020 y las agencias que aún no van de la mano del marketing, se estarán quedando en el pasado.

Silvia Tapia Flores, directora general sPRing Comunicación. 

“Las relaciones públicas mutan constantemente. Hoy son una mezcla de marketing, BTL, medios, social media, influencers y muchos otros. Lo importante es que su función sigue siendo la misma: crear reputación e imagen positiva de las marcas. Sin embargo, los objetivos han cambiado de ser simplemente publicidad no pagada a convertirse en un engrane más no sólo del ecosistema del marketing, sino también del de ventas”, acotó Silvia Tapia Flores, directora general sPRing Comunicación.

LAS VENTAS DARÁN EL VEREDICTO FINAL

En este camino es en el que finalmente las agencias ven reflejada su estrategia de relaciones públicas, como cualquier otra de publicidad o marketing: en las ventas.

Mientras los departamentos de marketing y publicidad se concentran en revisar a profundidad a quién se dirigen, el de relaciones públicas se ha convertido en un “tercer brazo” para supervisar y proponer la mejor forma de hacerlo, pero si no lo consiguen, no sólo se debe pensar en una crisis de marca, sino que su medición será puramente el inventario final de una compañía.

Si bien los especialistas en RRPP celebran que el papel de estas se haya vuelto más importante impulsado por las redes sociales, también es cierto que con el análisis de la data como eje principal, su responsabilidad crece y se percibe directamente en ventas.

Mariana Sanz, directora general Edelman México, ahondó en que “veremos un crecimiento de contenidos creados como experiencias personalizadas, historias desde la perspectiva del consumidor, más newsletters curados, nuevos podcasts en español, más contenido en video para ser consumidos sin sonido y mayor énfasis en la importancia que tienen las reseñas de productos y servicios online. Veremos más marcas convirtiéndose en plataformas multicanal para sus consumidores: con la fragmentación en los medios tradicionales cada vez se vuelve más complicado ganar espacios en los feeds de los consumidores, por lo que las marcas deberán aprender a usar mejor sus propios espacios para comunicar sus mensajes de manera creíble”.

Esta labor de las agencias es la que derivará en mayores ventas, que es una de las principales ventajas que ofrecen a las compañías (19.2 por ciento), de acuerdo con el Departamento de Investigación de Merca2.0. Una cifra que deberá crecer durante 2020.

Para Miguel Ramírez Vergara, director general de CyPress, se suman a este reto la integración de la tecnología en todos los procesos: la “capacidad de entendimiento y lectura de los cambios en los medios, así como en temas de Inteligencia Artificial, Industria 4.0, Big Data, para orientar y asesorar a nuestros clientes sin importar su giro o tamaño, en sus estrategias de comunicación y reputación”.

En México, se estima que la inversión destinada a las relaciones públicas sea de 3 mil 654 millones de pesos durante 2019, de acuerdo con el Departamento de Investigación de Merca2.0.

Las relaciones públicas juegan un papel importante para las compañías, sobre todo en un momento en el que las redes sociales las han hecho prácticamente indispensables de forma reactiva y preventiva ante una posible crisis de marca, de la que nadie está exento. Aunado a esto, se les requiere como asesoras y activos de las estrategias 360, se involucran en todos los aspectos.

loading...