Tello y otras lecciones de marketing que nos deja Luis Miguel, La Serie

tello-luis-miguel-la-serie

El video on demand podría generar ingresos para este 2018 por 14 mil 42 millones de dólares a nivel mundial, de acuerdo con estimados de Statista.

El formato encontró una necesidad en las audiencias y lo convirtió en un negocio multimillonario. El secreto consistió en descubrir la demanda de contenidos consumidos sin restricción de horarios y por medio de cualquier dispositivo, ahora que la conexión digital es una norma en el mercado.

En México, actualmente la serie que tiene a los consumidores de este tipo de contenido atentos cada domingo, es Luis Miguel, La Serie.

Cada semana aparece en tendencia en redes sociales, su popularidad es innegable. Este domingo sumó una lección de marketing para los profesionales de la industria, con la inclusión de Tello. A continuación esta y otras lecciones que la serie ha dejado:

Emotional marketing. Tello integra en su personaje diversos elementos que garantizan una conexión con los espectadores. Es pobre, busca progresar por su familia, es humilde, leal, ayuda al protagonista… en fin, es por ello que al ocurrirle algo triste y que aún así actuara como héroe, dio un impulso importante esta semana a Luis Miguel, La Serie, justo después de que en el quinto capítulo los usuarios de redes sociales expresaron su decepción por el contenido de este.

Incluye un villano. Como en las mejores historias literarias, un villano conjunta las emociones negativas de los espectadores y los engancha. Luisito Rey ha resultado uno de los elementos más fuertes del storytelling de esta historia, incluso el presidente Enrique Peña Nieto lo utilizó para generar empatía con los mexicanos, mencionando que también “lo odiaba”.

Elemento sorpresa. Uno de los capítulos que causó mayor emoción fue el cuarto, en el que el elemento sorpresa fue la clave. El hermetismo que ha acompañado la vida privada  de Luis Miguel permite que la serie pueda tener sorpresas en cada capítulo, como la relación entre el cantante y uno de los líderes mexicanos de la industria del cine, Alejandro González Iñárritu. Este personaje y la historia detrás de su relación con Stephannie Salas, detonó emociones en redes sociales y por tanto, mantuvo a la marca liderando las plataformas como cada fin de semana.

Convierte el engagement en ganancias. Dos días después de la transmisión de ese capítulo, la plataforma de streaming Spotify dio a conocer que las reproducciones de “Culpable o no” se incrementaron en un 4000 por ciento, y que desde el estreno de la serie, la escucha de los temas de Luis Miguel han subido 64 por ciento.

Demuestra a las marcas que puedes ser un aparador excelente. Una de las cosas que más llamó la atención de los seguidores fue el momento en el que Luis Rey obliga a Luis Miguel a grabar un comercial para “Saboritas”. De inmediato, en redes sociales recordaron que Saboritas hace referencia a Sabritas; bromearon al respecto, convirtiendo el tema en tendencia. Desde TweetReach revelaron que, en ese momento, Saboritas generó un gran impacto con 2 millones 185 mil 4 impresiones en un millón 413 mil 191 cuentas de Twitter, demostrando a las marcas que la serie puede resultar una excelente publicidad.