Taxistas del aeropuerto de la CDMX defienden precios en su servicio

Luego de ser multados por supuestos pactos en los precios del servicio, los taxistas argumentaron que el costo va acorde con los gastos de operación

TAXIS CIUDAD DE MÉXICO
Imagen de Bigstock

Luego de que la Comisión Federal de Competencia Económica (COFECE) resolviera multar a diversos sitios de taxis en el aeropuerto internacional de la Ciudad de México, luego de un presunto pacto en el que se proporcionó información que normalmente se reserva a fin de incrementar los precios en el servicio de transporte terrestre desde y hacia la terminal aérea, el sitio de taxis “Nueva Imagen” indicó que la sanción por el regulador de competencia mexicano pretende ayudar a otros servicios como Uber y Cabify.

Asimismo, el permisionario del medio de transporte, Hugo Guerrero, en entrevista para el programa de radio “Así las cosas” de W Radio, indicó que para que se logren reducir los precios del servicio, la terminal aérea de la ciudad debe reducir el costo de casetas así como de renta de estacionamientos, se podría bajar la tarifa.

De igual forma, defendió la posición de los afectados al argumentar que las firmas que dan servicio en el aeropuerto capitalino únicamente pueden cargar pasaje dentro de las instalaciones y no en otra parte. Al tiempo que descalificó a la COFECE al referir que cada organización de transporte terrestre (taxis) realiza un aumento en el precio del servicio con base en un estudio aprobado por el AICM.

Este supuesto acto monopólico derivo en afectaciones a 12 millones de viajeros por aire de 771 millones 713 mil pesos entre agosto de 2011 y diciembre de 2015; por lo que se les aplicó una multa de 23.6 millones de pesos.

Al tiempo que el Guerrero, consideró que la sanción corresponde a un acto de apoyo a las plataformas de servicio bajo demanda Uber y Cabify; durante su intervención en el programa radiofónico enfatizó que “La lucha que en algún momento se ha llevado a través de diferentes gremios del taxi de la Ciudad de México y otros estados, tiene que ver más que nada con la legalidad. No estamos en contra de la tecnología, de la modernidad, de un costo adecuado. Estamos a favor de que los taxis legales, concesionados o con permiso, ofrezcan un buen servicio a los clientes”.