SAS, el secreto de las grandes marcas para triunfar en marketing digital

El marketing digital está en búsqueda constante de la combinación de técnicas, herramientas y medios que permitan mejorar el rendimiento de las campañas

El SEO viene a complementar a la parte social y a la automatización ya que cierra la pinza para llegar al consumidor desde todos los ángulos. En este caso en particular cuando alguien realiza una búsqueda, el hecho de estar presente dentro de las primeras opciones permite que no lo perdamos y mejor aun que no lo encuentre la competencia.

Para que una marca empiece a trabajar en el SEO debe considerar acciones de UX(User Experience) en su sitio, así como las recomendaciones y reglas dictadas por Google en sus algoritmos.

Google hace más de 500 cambios en sus algoritmos durante el año. Estas actualizaciones comenzaron con el lanzamiento de Google Caffeine en año 2010. Desde que Caffeine fue lanzado, los resultados de los motores de búsqueda han cambiado varias veces al día en lugar de cada semana o mes. La mayoría de éstos cambios ni siquiera se anuncian, pero, cuando Google hace un cambio muy grande, le dan un nombre muy peculiar, y hacen un anuncio al respecto.

Si queremos empezar a conocer sobre estos algoritmos, los más significativos que han ocurrido en los últimos años son Google Panda, Google Penguin y Google Hummingbird.

Conclusión

La parte social, la automatización y el posicionamiento orgánico son una combinación muy poderosa y efectiva para las marcas, principalmente para las que requieren estar presente de manera constante por la competencia que enfrentan en su industria. Por lo general esta combinación de SAS la utilizan las marcas B2C, pero en lo personal en la agencia tenemos clientes B2B que se han beneficiado de este tipo de acciones aún cuando no llegan al cliente final.

El conocimiento que no se comparte, pierde por completo su valor