Aunque la batalla legal entre Samsung y Apple llegó a su fin hace apenas algunos días, la competencia en el mercado entre ambas firmas es más recia que nunca, situación que por naturaleza se refleja en sus acciones publicitarias.

De acuerdo con un reciente reporte entregado por Internacional Data Corporation (IDC), Apple se colocó como el principal vendedor de smartphones durante el último trimestre de 2017 al mover 77.3 millones de unidades, cifra con la que superó a Samsung, empresa que reportó ventas materializadas en 74.1 millones de unidades.

Es importante mencionar que ambas empresas registraron una tendencia a la baja (13.por ciento y 4.4 por ciento, respectivamente) con referencia a lo reportado al cuarto trimestre de 2016.

Reconocer estos datos resulta interesante si consideramos los datos relacionados con el valor de marca recientemente entregados por Brand Finance, en los que indica que mientras Apple se mantuvo en la segunda posición con un valor de 146 mil 311 millones de dólares, Samsung logró subir dos lugares para ubicarse, incluso por encima de Facebook. La firma coreana se coronó con un valor de 92 mil 289 millones de dólares.

Smartphones

Las cifras anteriores demuestran que la brecha entre ambas compañías es cada vez más reducida. La competencia entre ambas ha provocado que la publicidad de ambas firmas adopte un  tono mucho más agresivo y directo, en donde las burlas y referencias en son de sarcasmo no se han hecho esperar.

Samsung demuestra esta tendencia entre ambos competidores con el lanzamiento de un nuevo spot en el que hace referencia al iPhone X y su velocidad de LTE. El comercial de 30 segundos intenta transmitir un mensaje muy claro: el iPhone X no es tan rápido como el Galaxy S9 en cuanto a velocidad LTE.

Esta nueva ejecución es parte de una colección ya extensa. Durante abril pasado Apple se burla de Android para ganar nuevos adeptos, mientas que en noviembre pasado Samsung aprovechaba el lanzamiento del iPhone X para ridiculizar al smartphone de su competencia.

Aunque este juego publicitario no es nuevo, lo cierto es que resulta interesante si consideramos que nuevas firmas se suman a la batalla. Recordemos que el fabricante chino Huawei ha hecho presencia arremetiendo contra los dos gigantes.