CFAH

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

ARTÍCULO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES

Robo de autos castiga a las aseguradoras

Al cierre de marzo de 2017, las aseguradoras pagaron 8 mil 300 millones de pesos por el robo de vehículos en el país, lo que implica su mayor crecimiento desde 2011.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Cerca de 76 mil 344 vehículos fueron robados en el país de abril de 2016 al mismo mes de 2017; lo que representa un incremento del 21.3 por ciento a nivel nacional y del 33 por ciento  del último trimestre, de acuerdo con el último informe de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS).

Recaredo Arias, director general de la AMIS.

En marzo, fueron 7 mil 300 los vehículos asegurados que fueron robados, “entonces significa que la tendencia al alza está agudizándose conforme van pasando los últimos meses”, advirtió en entrevista con Merca 2.0 el director general de la AMIS, Recaredo Arias, quien reconoció que la situación es mucho más grave en el robo de transporte de carga o equipo de reparto.

Esta cifra representó el mayor repunte en robo de autos desde 2011, pues, de acuerdo con el director de la AMIS, hubo un cambio de tendencia a partir del año pasado, cuando se celebraron elecciones en diferentes estados del país, así como el aumento en la inseguridad.

“Nosotros consideramos que dado que el año pasado hubo tantas gubernaturas que cambiaron, desde que se dieron las campañas políticas es cuando se da este cambio en la tendencia. El año pasado cambiaron las gubernatura de nueve estados y durante los periodos electorales puede distraerse la atención de las policías estatales”, dijo.

En noviembre del 2011 se dio una baja en el robo de vehículos, y la tendencia descendente se estabilizó a partir de abril del 2015 y no creció; sin embargo, en julio de 2016, se disparó de una “mucho más sensible en el número de robos”.

De los 10 vehículos más robados, seis son de Nissan: Tsuru, Pick up o Doble King, Versa, y Sentra; en quinto lugar, está el Jetta y Clásico de Volkswagen; Aveo de Chevrolet, la motocicleta Yamaha 111.250; Nissan Estacas, unidades Kenworth y Nissan NP300.

Por entidad, el Estado de México reportó el mayor número de robos de autos con 22 mil 391 unidades, cifra mayor en 12 por ciento a tasa anual; seguido de Jalisco con nueve mil 778 y un crecimiento de 42 por ciento.

Por su parte, la Ciudad de México revirtió su tendencia descendente en este delito, al reportar 9 mil 467 autos hurtados al cierre de marzo pasado, lo que implicó un crecimiento de 18 por ciento.

Estado de México, lidera con 22 mil 391 unidades robadas

En cuanto al robo con violencia subió del 55 al 59 por ciento en los últimos 12 meses y más del 80 por ciento de estos se concentraron en nueve estados: Guerrero, con 76.5 por ciento; Tlaxcala y Sinaloa con 74.6 por ciento; el Estado de México con un 73.9 por ciento; Puebla 68.1 por ciento; Michoacán 68 por ciento, Tabasco 63.6 por ciento, Morelos 62.5 por ciento y Veracruz con el 62.3 por ciento.

Y en cuanto a la recuperación de los vehículos robados, explicó que “es otro dato que también es muy preocupante”, ya que si bien -a nivel nacional- en el último año la recuperación aumentó un 1 por ciento; la cifra resulta casi nula, en virtud del elevado incremento en los robos de coches.

“La cifra de autos rescatados  se mantuvo prácticamente sin cambio, con 28 mil 430 vehículos, un aumento de sólo 1 por ciento anual” precisó el directivo.

Las aseguradoras, víctimas indirectas

Al cierre de marzo de 2017, las aseguradoras pagaron 8 mil 300 millones de pesos por el robo de vehículos en el país, lo que implicó su mayor crecimiento desde 2011.

Según Moody’s, entre las empresas más afectadas en cuanto al robo de vehículos se encuentran las especializadas en el sector de automóviles como Quálitas y HDI Seguros, que generan un 85 por ciento de sus primas en el rubro automotriz.

Los seguros de auto en México representan un segmento importante en operación de daños. Durante los últimos años, el sector incrementó su competencia y creció en un entorno de robo de vehículos controlado, lo que permitió a las empresas tener mejores resultados financieros que se tradujeron en mejores precios para los compradores. De acuerdo con la calculadora de precios del  INEGI, en los 12 meses precios a marzo de 2017, la inflación de estos servicios ha aumentado 3.49 por ciento.

“La competencia entre aseguradoras de autos podría llevar a muchas a absorber las pérdidas y mantener su participación en el mercado en lugar de subir los precios. Para mitigar las pérdidas, las aseguradoras pueden incrementar los deducibles y aplicar diferentes precios basados en el índice de robo de cada entidad”, de acuerdo con la agencia.

Los niveles de robo de autos en México están subiendo al ritmo más rápido de la historia, y las autoridades están rastreando cada vez menos vehículos robados.

La tasa de recuperación -el porcentaje de autos robados que la policía pudo recuperar- cayó a su nivel más bajo desde al menos 2005. Esta es una tendencia adversa para el rubro,  los cuales ya están pagando más en reclamos de lo que están cobrando en primas, informó Moody’s Investors Service. Una encuesta también muestra que la percepción de inseguridad de los mexicanos en su municipio y colonia se encuentra en su nivel más alto en seis años.

Francisco Urióstegui, analista de Moody’s quien ayudó a redactar el informe, dijo ante medios de comunicación que “la tendencia en el robo de automóviles continuará durante el segundo trimestre, lo que a su vez afectará las ganancias del primer semestre”.

“A fin de cuentas son los clientes los que tienen que pagar más, por una prima más alta, y que esto se deberá a la caída en la tasa de recuperación de estos vehículos”, puntualizó.

Otros artículos exclusivos para suscriptores