¿Qué hemos aprendido del Marketing Digital en el 2014?

El trabajo como marketer siempre se ha tratado de persuadir a la gente, de influir su pensamiento a favor de nuestros productos o servicios. Este, siempre ha sido un negocio de persuasión…

El reto en marketing se ha convertido en encontrar la combinación exacta de canales para llegar a tu público objetivo, en un ambiente donde los consumidores están llenos de publicidad por todos lados. Ahora, el desafío para los marketeros es encontrar la mezcla adecuada de formas de hacer estrategias de marketing sin estar invadiendo a los clientes potenciales. Una forma mucho menos interruptiva de hacer marketing.

Todo ha cambiado en el Marketing Digital…

La verdad es que nos hemos vuelto flojos mentales, pero al mismo tiempo tenemos una revolución de ideas en la cabeza. Ya es rara la gente que ve televisión y le deja los comerciales. Y ahora peor con la llegada de Netflix. Vaya, nos hemos vuelto intolerantes a la publicidad. Nos hemos vuelto robots de la tecnología. Ya ni siquiera convivimos con la gente, solamente con los celulares o tablets. Ahí reside la enorme importancia del marketing digital. Leemos noticias online, vemos series y película s online, nos actualizamos de nuestras industrias online.

El consumidor B2B moderno es también digitalmente inteligente. Cuando no está en juntas y hasta el cuello de trabajo, está buscando actualizarse online consumiendo contenido que sea relevante para su trabajo, para estar al día en las tendencias de su industria. El gran dilema que tiene es buscar actualizarse con toda la chamba que tiene.

Relevancia del momento…

Los consumidores modernos tienen un nivel de concentración de 8 segundos durante el primer toque digital. Ya saben lo que quieren y no tienen la tolerancia para estar encontrándose con mensajes de marcas al menos que sean completamente relevantes para su industria.

Estamos viviendo en la era del content marketing en tiempo real.

Ahora, en el 2015, las marcas deben entender la diferencia entre que tu marca la encuentre un consumidor probable versus que tú encuentres al consumidor cuando esté buscando información.

Las marcas que entiendan cómo encontrar a sus buyer personas y a tratarlos adecuadamente, serán las que funcionen mejor. Mientras más conciencia tenga una marca más confianza le dará a los consumidores y mayor será su probabilidad de convertirlos en clientes.

El consumidor B2B…

El consumidor B2B ya no tiene tiempo de nada. Y no lo culpo. Tiene tiempo para leer artículos de mil palabras, pero además de eso le tiene que pasar informes a su jefe de por qué está tomando la determinación de elegir un cierto camino. Consume mucha información, pero tiene que resumirla para informar a su superior. Éste no tendrá el tiempo de leer tanta cosa, así que necesita que le den un vídeo o artículo que le tome un par de minutos en consumirlo y lograr entender su importancia.

El consumidor necesita de muchos tipos de contenido que le sirva. Las marcas que se adapten a esas necesidades serán las de mejor rendimiento en el 2015.

Deberíamos dejar de pedirles su nombre y correo electrónico varias veces, y mejor preguntarles cuáles son sus necesidades.

Así que, mientras no ha cambiado nada desde el punto en que necesitamos encontrar leads y convertirlos en clientes, lo que cambió en el 2014 es la importancia de encontrarlos en múltiples puntos de encuentro. Valga la redundancia.

Todos están en Marketing…

La búsqueda del consumidor de información altamente relevante necesita ser satisfecha por expertos en la materia.

Las marcas que desarrollan un plan de contenido están bien posicionadas para desarrollar abogados de marca y crean un mucho mayor engagement.

¿Tienes una estrategia de contenido bien documentada que se dirija a tu muy ocupado buyer persona? ¿Puedes darles contenido de relevancia en tiempo real? ¿Estás preparado para ser tú quien encuentre a los leads y no sean ellos quienes tengan que encontrarte a ti? Éstas son las cuestiones que debes considerar para todo el 2015.

Esto, mis queridos lectores, es buen inbound marketing. Estrategias de marketing digital de primer mundo.