¿Qué cambios veremos en las marcas en 2019?

A través de las normas implementadas en este año, como el registro de marcas de certificación, México ha logrado preservar y proteger su patrimonio cultural.

  • Las marcas enfrentan distintos retos en México con la aprobación de reformas en materia de Propiedad Industrial.

  • A través de las normas implementadas en este año, como el registro de marcas de certificación, México ha logrado preservar y proteger su patrimonio cultural.

  • Los funcionamientos actuales de estas reformas se están modificando sustancialmente de acuerdo al sistema de protección de marcas en nuestro país.

Debido a la aprobación de reformas en materia de Propiedad Industrial que ya se encuentran vigentes, los innovadores y compañías nacionales tienen la posibilidad de ampliar y mejorar sus estrategias de mercado para los diversos productos o servicios que ofrecen.

“El modelo de negocio del país debe estar ligado a dos temáticas importantes: la innovación y la legalidad”, según Víctor M. Adames, socio junior de signos distintivos de BC&B.

A través de las normas implementadas en este año, como el registro de marcas de certificación, México ha logrado preservar y proteger su patrimonio cultural.

Al respecto, Adames señala que, durante el 2018 entraron en vigor diversas reformas a la Ley de la Propiedad Industrial, donde se incluyeron algunos progresos para el ámbito de marcas.

Los funcionamientos actuales de estas reformas se están modificando sustancialmente de acuerdo al sistema de protección de marcas en nuestro país.

De acuerdo con el ejecutivo hay seis avances en materia de marcas que todo emprendedor o empresa debe de conocer:

Declaración de Uso de la marca: Ahora es obligatorio que los titulares de la marca declaren el uso real y efectivo de las mismas. En caso de que no se presente la declaración, el registro se considerará caduco.

Trade Dress: Ya se pueden registrar marcas no tradicionales, tales como marcas sonoras, olfativas, hologramas y también se puede proteger la figura del Trade Dress como marca, es decir el conjunto de tamaño, diseño de empaque, color, disposición de forma, etiqueta, decoración o cualquier otro que, al combinarse se asocie a un producto o servicio.

Cartas de Consentimiento o Acuerdos de Coexistencia: Será posible registrar marcas similares que se quieran proteger o que pueda coexistir pacíficamente, siempre y cuando exista una carta de consentimiento expreso del titular de la marca. El IMPI estará obligado a aceptarlos y a respetar la decisión de las partes.

Marcas de Certificación: este tipo de marcas garantizan el cumplimiento de determinados estándares de calidad de productos o servicios. Tras la reforma, se podrá llevar a cabo el registro e identificación del origen y la calidad de los fabricantes.

Distintividad Adquirida: Las marcas o signos que eran no registrables por ser descriptivas o genéricas desde su origen pero que han adquirido distintividad con el tiempo, gracias a la inversión de recursos de su titular y a su uso constante, y que han logrado que los consumidores identifiquen esa marca o signo con el producto o servicio ya pueden ser registradas como marca.

Sistema de oposición: todas las marcas recién registradas son publicadas en una Gaceta con el objetivo de que cualquier persona que considere que sus derechos se vean afectados ante una nueva marca puedan ejercer un reclamo por escrito.

Anteriormente, en este llamado sistema de oposición, el examinador de reclamos del IMPI tenía la opción de tomar o no en cuenta el argumento de oposición. Con la reforma se ha logrado que esta verificación sea obligatoria, lo que permite que el procedimiento de registro de las marcas sea más eficiente y eficaz.

¿Qué problemas enfrenta la propiedad industrial?

Una encuesta de la American Society of Industrial Security (Sociedad Americana de Seguridad Industrial) y PricewaterhouseCoopers mostró que de las experiencias de 138 compañías pertenecientes al ranking Fortune 1000, demostró que el 40 por ciento de los empleados sospecha o efectivamente sabe del robo de información privilegiada en sus compañías.

Mientras que la mitad de aquellos que habían sido afectados mencionaron que el blanco del espionaje fueron una serie de proyectos de investigación y desarrollo, con una pérdida promedio de 405 mil dólares por cada uno de estos robos—la cifra no tuvo en cuenta la ventaja competitiva perdida—.

La estadística muestra que el 90 por ciento de las computadoras conectadas a Internet están infectadas con spyware -se trata de un software instalado en una computadora sin que su dueño lo sepa con el fin de recopilar información y retransmitirla a terceros.

La cantidad de intentos de robo de datos confidenciales ha aumentado en un 50 por ciento en un año de acuerdo con el estudio antes mencionado, y aproximadamente el 45 por ciento de las compañías han tenido episodios de acceso no autorizado a datos corporativos por parte de individuos que en razón de su cargo tienen acceso a esta información confidencial.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299