¡Publicidad en peligro! Google acabará con las cookies de terceros en dos años

  • Lo hará para aumentar la seguridad en la red pero afectará enormemente la publicidad de terceros

Esos pequeños archivos denominados cookies que tienen datos sobre la sesión de un usuario en internet son el objetivo de Google en los próximos meses. Más específicamente los que provengan de terceros, gran fuente de ingresos de los anunciantes.

Es cierto que el uso de las cookies ha sido en los últimos tiempos fuente de polémica, debido a que los datos de los usuarios pueden ser usados en publicidad para conocer todos los detalles de su comportamiento en internet para luego ofrecerle publicidad, que en muchos casos puede resultar en la sensación de ‘espionaje’ para el consumidor.

Las cookies de terceros serán bloqueadas en Chrome

Actualmente los usuarios pueden declinar la aceptación de estas cookies de terceros, cada vez que se accede a una página, pero ahora Google da un paso más y es el de anunciar que en dos años, estas cookies de terceros serán eliminadas.

Una decisión que afectaría a Google pues su negocio es la publicidad, pero será aun más importante para quienes ofrecen a los anunciantes la posibilidad de mostrarse de forma más efectiva gracias a estos ficheros.

La razón

Google ha explicado que esta decisión se toma para mejorar la privacidad de los usuarios en internet a través de Chrome, un tema que en años recientes ha sido cada vez más que reclamado por la ciudadanía.

¿Qué pasará con la publicidad?

La interrogante que surge ahora es qué pasará con los anuncios publicitarios gracias a los cuales se financia gran parte del contenido al que pueden acceder los usuarios de forma gratuita. Y es que aunque a muchos pueda molestar su presencia, pocos parecen estar dispuestos a pagar por cada web a la que se visite…

Precisamente, aunque no sea perfecto, el sistema de las cookies ayudan a ofrecer una publicidad que vaya más relacionada con los gustos y necesidades del usuario, lo que por un lado hace más efectiva esta herramienta y por otro ofrece mejores opciones al consumidor.

Si Google elimina estas cookies de terceros, el sistema tal cual se conoce hoy y a través del que se financian la mayoría de medios y webs, se verán en serios problemas económicos, aunque la tecnológica planteará otra solución que dará…

La alternativa

Mientras el gigante de internet anunciada su decisión, explicaba también que esto se hará, pero no sería completamente efectivo hasta tanto no haya una alternativa real que pueda permitir a terceros tener una opción con resultados ‘similares’.

De hecho lo que usaría el buscador es un “Privacy Sandbox” mediante el cual por un lado se limitaría el acceso a la información de los usuarios como hasta ahora, mientras que se ofrece al usuario publicidad personalizada. Aunque aun no se tiene claro cuál será el mecanismo para ello.

Mientras tanto, los cambios en cuanto a las cookies serán paulatinos y podrán comenzar a observarse en las próximas versiones de Chrome.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299