• También se solicitó la participación de compañías como Reddit, LinkedIn y Twitch para establecer estándares anti-deepfakes

  • Los senadores incluso dirigieron cartas a los CEO de Imgur, Pinterest, Tumblr y TikTok

  • El término para  estos contenidos parte de Deep Learning, usado para denominar a un tipo de Inteligencia Artificial

Las redes sociales son de las compañías más poderosas. Basta ver el ranking de las empresas más valiosas. En cifras de Statista, de los 25 negocios mejor valuados en el planeta, tres de ellos (Facebook, WeChat y Taobao) entran en esta categoría. Además, tienen una notable influencia en una gran parte del mundo, pues alcanzan a más de tres mil millones de personas, según Zariance. Pero también se les ha responsabilizado de fenómenos como los deepfakes.

A escala global, los deepfakes han protagonizado varios eventos controversiales. Ciertos agentes consideran que estos contenidos son la “nueva amenaza digital”. Samsung, en mayo, desarrolló un programa para convertir simples fotos en estos recursos.  En junio, el CEO de Facebook fue víctima de uno de estos videos. A la vez algunas apps, entre las que destaca ZAO, han empleado la tecnología solo para diversión y entretenimiento de la audiencia general.

Sin embargo, es fácil subestimar el potencial nocivo de estos videos. Hoy en día, ya los contenidos falsos (ya sea texto, imágenes o audio) ya son un verdadero peligro para muchas sociedades. Con la prevalencia de más y mejores deepfakes, se multiplicaría y haría más difícil diferenciar entre los recursos audiovisuales legítimos y los falsos. Esto es especialmente cierto cuando se ve la influencia de las redes sociales y su capacidad para viralizar cualquier cosa.

Una solicitud formal, directo de los reguladores

Podría ser que, dentro de muy poco tiempo, se obligue a las redes sociales a reforzar sus técnicas de combate contra estos materiales. De acuerdo con The Drum, dos senadores de Estados Unidos (EEUU) acaban de enviar una solicitud formal a varias de las plataformas más importantes del país. En el documento, se les pide que desarrollen los “estándares necesarios para la industria”. Esto, de forma que se pueda reducir su impacto corrosivo en la democracia.

La solicitud llegó directamente de parte de los senadores Mark Warner y Marco Rubio. En las cartas, que se puede leer a través de Scribd, los políticos se dirigen directamente a los CEO de cada red social. Entre las que recibieron la solicitud, están Facebook, Twitter, YouTube, y Snapchat. Los solicitantes afirman que los deepfakes deterioran la confianza en la información. Por eso, piden desarrollar un estándar conjunto para el sector que pueda reducir su incidencia.

Combate contra deepfakes, ¿obligatorio?

Ya en otras ocasiones se han tratado de desarrollar sistemas para luchar contra los deepfakes. Adobe creó hace meses una Inteligencia Artificial para detectar imágenes manipuladas con Photoshop. Las preocupaciones tampoco son nuevas. Ya desde tan atrás como 2018 se temía que estos materiales pudieran ser un peligro para entornos como el político. Ese mismo año, también el CEO de Reddit advirtió sobre el enorme potencial nocivo de estos videos falsos.

Es importante destacar que la solicitud de los senadores de EEUU es solamente eso, una petición. Legalmente, no implica ninguna obligación particular ni con el gobierno ni cualquier otra autoridad federal. Asimismo, ignorarla no pasaría de arriesgarse a un poco de prensa negativa. Sin embargo, sí refleja cuáles son exactamente las prioridades y preocupaciones de los reguladores. Éstas, a su vez, pueden volverse medidas más estrictas contra deepfakes.

Por el momento, parecería que lo más conveniente para las empresas sería cooperar en una solución para los deepfakes. No solo les conviene, como marcas, luchar contra la difusión del contenido falso que tanto ha contribuido a desprestigiar sus operaciones. También podría dar una ventaja ante la evidente sed de acción de los reguladores. Si las compañías demuestran que quieren actuar, tal vez no forzarán a las autoridades a ponerles estándares punitivos.

Además, siempre es mejor cumplir con estándares de buenas prácticas que seguir una ley.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299