Pensamiento creativo y cómo potenciarlo

Imagen: Bigstock

El pensamiento creativo es el principal ingrediente generador de productos de diseño, marketing, publicidad y otras disciplinas.

Para mantener viva la llama del pensamiento creativo puedes desarrollar las siguientes actividades.

1. Realiza tus propios proyectos
Aunque tengas  responsabilidades laborales o académicas hay que mantenerse activo en los propios proyectos. Con eso lograrás tener abierta tu imaginación y estar listo para nuevos retos. Para lograrlo, puedes aprovechar tus tiempos muertos y trabajar en tus propias  propuestas,. Al final el beneficiado serás tú con tus capacidades.

2. Encuentra inspiración en los demás
Si te dedicas sólo a tu propio trabajo  no podrás conocer ni observar ejemplos de otros profesionales, así no podrás evolucionar en tu propia evolución. La fuente de la creatividad es cada vez más completas por internet pero también hay libros.

3. Publica en tu propios espacios
Ten un blog, tu propio portafolio y hazte de tus propios espacios para proyectar tu creatividad. Aprovecha internet a través de plataformas como Instagram o Behance para que muestres de lo que eres capaz.

4. Muévete en tu sector creativo
Haz acto de presencia en exposiciones, congresos, cursos, museos, escuelas bibliotecas y otros sitios que reúnen a la comunidad creativa del lugar en donde vives. Entabla un diálogo abierto con tus colegas y vas potenciar tus posibilidades cerativas de una manera impresionante.

  • Dedícate a la lectura:  lee libros especializados, artículos, reportajes y otros contenidos que involucran la creatividad visual es fundamental en la vida de todo diseñador, representan un gran recurso de conocimiento, inspiración e información y son un instrumento útil para el aprendizaje.
  • Conoce otros lugares: por medio de los viajes es posible inspirarse  atmósferas y personas es uno de los aspectos más constructivos para la creatividad. Viaja siempre que tes ea posible y realiza las mismas seis actividades previas que te hemos recomendado, pero en otros sitios, el aprendizaje y la sensibilización serán profundos.
  • Pon atención en la imagen. La fotografía, el cine, la televisión, la pintura, la escultura y otras manifestaciones visuales son quizás la fuente principal de la inspiración en el mundo de la creatividad.