¿En qué país se gasta más en productos de belleza?

¿En qué país se gasta más en productos de belleza?

El consumo de productos de belleza ha generado un mercado importante a nivel mundial, según datos compartidos por Statista, los ingresos que este percibirá para este año ascienden a 82.8 mil millones de dólares y tendrá una tasa de crecimiento anual compuesto de 2019 a 2023 del 2.6 por ciento. Dentro de ello, el segmento de cuidado personal es el que más participación tiene en la actualidad, con un volumen de ingresos que ascenderá a 39.2 mil millones de dólares para este mismo año.

Sin embargo, más allá de los ingresos que genera el mercado o las marcas y empresas que lo dominan actualmente, resulta interesante dar un vistazo a las regiones de donde proviene la mayor parte de los ingresos y de qué productos se generan principalmente. Para lo anterior, en la gráfica de este día compartimos cuales son los países con el gasto promedio más elevado en lo que respecta a los productos de belleza.

Los países con mayor gasto promedio en productos de belleza

Como es posible observar actualmente (datos a junio de 2019), Japón tiene a los consumidores, o consumidoras, que más gastan en este tipo de productos, con una inversión de 294.32 dólares que se espera que destinen solo para este año. En este caso particular cabe destacar que la mayor parte de esos recursos van al apartado del cuidado de la piel, después a los productos de higiene y cuidado personal, y en menor medida al maquillaje y perfumes.

En el caso de la segunda posición en esta gráfica, se destaca que en Suiza destinarán 278.40 dólares para este año, siendo principalmente el ramo de la higiene y cuidado personal el principal beneficiado; para Estados Unidos se espera estima que el gasto promedio será de 251.89 dólares y será principalmente destinado también a los productos de higiene y cuidado personal.

De forma interesante cabe destacar que en esta gráfica China es la región con el menor gasto promedio, apenas 36.30 dólares para este año y no se tiene contemplado que los consumidores inviertan gran parte de esos recursos en perfumes, solo en maquillaje, higiene y cuidado personal y cuidado de la piel. Con ello es fácil comprender las pautas que pueden seguir las marcas e incluso analizar mejor dónde existen oportunidades para generar negocio o dónde no las hay.