Menos mails, menos clicks y más llamadas en Internet

¿Alguna vez has evitado contestarle el teléfono a alguien ? Creo que todos lo hemos hecho porque sabemos que escuchar la voz y el poder de las palabras no pueden ser igualados por un mensaje o un mail. Es interesante ver como actualmente hay personas que manejan toda su comunicación por mail lo que fomenta la mal interpretación de la información y fomenta un cierto toque de distancia.

Deja de comprar clics, logra llamadas

Recientemente tuve la oportunidad de conocer a una empresa basada en Chile llamada Medularis que cuenta con una tecnología que permite generar enlaces de llamadas a partir de un registro que solicita un número telefónico en cuestión de 10 segundos. Esta plataforma me inspiró mucho a re valorar el poder de nuestra voz y la implicación que existe en recibir la llamada de una persona.

Las llamadas que fomentan acciones positivas

¿Cuántas veces has recibido una llamada de un call center el sábado a las 9 de la mañana? Yo muchas. Creo que el problema no es recibir llamadas sino el “cuando las recibimos”. Existe actualmente tecnología que te permite fomentar llamadas a partir de clics y navegación en el sitio web en el mismo instante que lo solicitas. Reitero, los clics son buenos pero las llamadas son mejores.

Oportunidad de la “voz” en las Redes Sociales

Existe un video llamado “La venganza del usuario” en YouTube que fue grabado en Colombia que demuestra el lado oscuro de la voz en el marketing. Sin embargo, creo que la voz puede ser un neutralizador de carga emocional por el interés que implícitamente demuestra. Hoy en día ya hay tecnología para convertir un post en Redes Sociales en llamadas, llamadas oportunas.

Menos mails y más llamadas

Creo que en un futuro cercano nuestros mails dejarán de ser texto y serán video grabados que permitirán escuchar nuestra voz y ver nuestras micros expresiones faciales de forma atemporal, esto ya es posible con Skype y Google Hangouts si no estoy equivocado, ¿pero porque no lo usamos? Creo que por el factor comodidad que existe en solo mandar un texto.

Estoy convencido que si hiciéramos más llamadas lograríamos más cosas, nunca una tecnología podrá sustituir el valor y poder de una visita presencial.

Más notas relacionadas:
WhatsApp alcanza número récord de usuarios
4 tips para atrapar al consumidor multipantalla
El “defecto” de las nuevas tecnologías