Media People: Carlos Mota

 

Merca2.0 – ¿Cómo fue tu inicio en los medios de comunicación?

Carlos Mota: En el año 1999 trabajaba como Director del MBA del ITAM y un amigo que trabajaba conmigo me alertó que nacería un nuevo periódico: Milenio. Como me gustaba escribir invité a desayunar al Editor de Negocios, quien me dijo que estaba buscando columnistas y articulistas, así que me invitó a colaborar una vez por semana desde el arranque de ese periódico. Mi columna gustó en varios círculos y a los pocos meses me pidieron duplicar la periodicidad, y luego me pidieron hacerla diario. Al poco tiempo inicié colaboraciones en radio y en televisión.

 

M2.0 – ¿Cuál es la mejor experiencia que recuerdas y cuál la peor?

CM: La mejor es haber entrevista en exclusiva a Enrique Peña Nieto en Davos cuando era candidato del PRI a la presidencia, porque tuve que fungir de camarógrafo, microfonista y desde luego entrevistador, y el candidato me dio varias notas importantes ese día en exclusiva desde Suiza. La peor fue haberme equivocado en el nombre de una empresa sobre la que hice un comentario. Me confundí terriblemente.

 

M2.0 – ¿Cuál es el mayor reto al que te has enfrentado en tu carrera?

CM: Aprender a hacer radio y TV en vivo desde lugares remotos, en condiciones de ruido extremo y sin la certeza de que mi voz y mi imagen están al aire de forma adecuada. Esas situaciones son de alto estrés y uno tiene que tener fe de que lo que está diciendo y narrando se debe estar escuchando adecuadamente en la radio y en las pantallas donde uno está al aire.

 

“Las redes trivializan es esfuerzo de muchas personas por prepararse para ser expertos en ciertos temas”

 

M2.0 – ¿Cuál es el mayor reto que enfrenan los comunicadores en la industria de medios en la actualidad?

CM: El conocimiento profundo de los temas. Hay mucha superficialidad. Los comunicadores deben adentrarse más en las temáticas que son de su interés y dominarlas.

 

M2.0 – ¿Cómo han cambiado las estrategias en ellos a partir del auge digital?

CM: Todo mundo parece fascinado por el auge de los medios digitales, y aunque yo mismo participo en ellos tengo grandes dudas sobre la forma en la que debemos abordar su advenimiento en México.  Por ejemplo, en el terreno de los patrocinios y la pauta publicitaria, todavía es muy errática la forma en la que las centrales de medios y las empresa invierten sus presupuestos publicitarios.  Muchas hablan de que ya están ahí pero lo cierto es que siguen pautando en medios tradicionales, que siguen siendo fuertes.

 

M2.0 – Cada vez más comunicadores tienen sus espacios en redes sociales ¿qué oportunidades encuentras en esta tendencia?

CM: Sí es una oportunidad, pero para hacer expansiva la huella periodística de cada profesional del ramo, no para vivir de ello. La existencia de los influencers ha distorsionado la forma en la que muchas personas perciben la utilidad de las redes digitales, que si bien ayudan a que más gente consuma nuestros contenidos como periodistas, también es cierto que no constituyen la fuente más sólida de información de manera consistente. En adición, las redes emparejan la opinión, haciendo que, por ejemplo, el tweet de una persona sin preparación académica opinando con su emoción, parezca igual de relevante que el de un experto en ciertas materias.

 

Merca2.0 – ¿Qué tendencias visualizas este año?

CM: Hay un crecimiento definitivo de los podcasts, por ejemplo. El consumo de video ha llegado a un límite y la gente no tiene tanto tiempo para ver su pantalla. En consecuencia, creo que los podcasts están ganando terreno porque puede transmitirse un contenido valioso sin que forzosamente el consumidor deba observar imágenes.