Los spoilers: Su impacto en las audiencias y en los creadores de contenido 

Se tiene registro del uso de la frase "Spoiler Alert" desde 1982, cuando un comentarista la dijo previo a compartir un detalle de la cinta "Star Trek II: The Wrath of Khan".

Los spoilers: Su impacto en las audiencias y en los creadores de contenido 

Los spoilers o el término spoiler es uno que resulta relativamente nuevo para miles de personas pese a que existe desde hace ya varios años, de hecho, según información compartida por The Awl, se tiene registro del uso de la frase “Spoiler Alert” en 1982 cuando un comentarista la dijo previo a compartir un detalle de la cinta “Star Trek II: The Wrath of Khan”. Y así como no es precisamente nuevo el concepto, su efecto tampoco lo es pues incluso antes del surgimiento y la popularización de este termino, es posible decir que muchas personas ya han sido “víctimas” de los spoilers.

No obstante, en plena era digital, tal parece que los spoilers se han convertido en un problema de dimensiones considerables, la combinación de espacios como las redes sociales, las cuales permiten reaccionar a eventos en tiempo real, y las nuevas tecnologías que permiten ver contenidos tan pronto como salen al aire, han provocado que sea más fácil enterarse accidentalmente de lo que ocurre con los diversos contenidos que salen al público antes de poder verlos por cuenta propia. El problema es tan frecuente y en cierta forma grave que incluso ha sido posible ver recientes campañas emprendidas por marcas para prevenirlos.

Como ejemplo de lo anterior, si has estado pendiente de lo que ocurre en internet, sabrás que hace unos días los hermanos Anthony Russo y Joseph V. Russo, directores de diversas películas de Marvel compartieron una carta y emprendieron una campaña para que las personas eviten hacer spoilers de la próxima y última película de los Avengers. Dicha campaña está abanderada con el hashtag  #DontSpoilTheEndgame y es un reflejo de lo preocupante que puede ser para algunos este fenómeno que, dicho sea de paso, no es exclusivo del cine, también afecta a las series de televisión, el teatro y otros espectáculos del mundo del entretenimiento e incluso los deportes y la literatura.

El problema con los spoilers:

¿Por qué se les considera a los spoilers como algo terrible?, para comprender mejor esto, primero es necesario entender lo importantes que pueden ser las historias para las personas, vivimos rodeados de ellas, estas nos llenan de placer y nos dejan una buena experiencia, pero como humanos, aunque puedan ser totalmente ficticias no logramos distinguir bien los hechos de la realidad, y esta es una confusión que se da a un nivel neurológico, en la consciencia, esto según lo detalla información de un estudio de la psicóloga Thalia Goldstein, referida por The Atlantic, las partes pensantes de nuestro cerebro nos dicen que una historia no es real, pero las partes más primitivas nos dicen que sí lo es. El problema con los spoilers radica en que nos recuerdan que las historias son solo eso, historias, y con ello en mente nos es más difícil dejarnos llevar cuando sabemos cómo terminarán las cosas, es decir, acaban con una experiencia placentera que se iba a tener, la cual era generada por la anticipación y el suspenso o la incredulidad, elementos que terminan “muertos” por culpa de los spoilers.

¿Hay una solución para los spoilers?

Gracias a los molestos que pueden ser por las consecuencias que provocan, diversos entes han tratado de gestionar este problema. Como ya mencionamos arriba, existen campañas como la de los hermanos Russo que buscan ayudar a que no se propaguen los spoilers. Curiosamente, esta no es la primera vez que hacen eso, también con el lanzamiento de la cinta Avengers: Infinity War, se generó una campaña llamada #ThanosDemandsYourSilence, que incluso involucró al reparto de la película.

Por su parte, algunas plataformas han hecho lo propio para evitar la propagación de los mismos, por ejemplo, desde Twitter es posible acudir a la opción de silenciar ciertas palabras para “escapar” de los spoilers. Y en Google Chrome, es posible añadir extensiones diseñadas específicamente para evitarlos, como Unspoiler, la cual bloquea todo el contenido relacionado con shows de TV o películas.

De forma interesante a destacar, estas acciones han ido generándose desde hace mucho tiempo atrás, según lo señala el portal Bloody Disgusting, el mismo Alfred Hitchcock es un pionero de este tipo de campañas. De acuerdo con la información, en 1960 hizo todo lo posible para asegurarse de que aquellos que vieran la cinta Psycho comprendieran que hacer spoilers era algo malo. La frase “After you have seen PSYCHO please don’t tell your friends its shocking secrets” −que en español quiere decir: “Después de que hayas visto PSYCHO por favor no le cuentes a tus amigos sus aterradores secretos.”− fue una de las únicas frases de promoción que tuvo esta película que reflejaba las intenciones de Hitchcock de asegurarse de que todos pudieran experimentar la trama y su giro argumental.

En este video se puede apreciar a partir del minuto 3:05 como lucía la campaña:

Como se puede notar, son múltiples las acciones desarrolladas en contra de los spoilers, pero, ¿qué lleva a que se generen?

El posible impacto de los spoilers:

Entre las explicaciones más razonables, además de que los creadores de contenido quieran asegurarse de que las audiencias tengan una buena experiencia con su trabajo, destaca lo que puede representar una mala experiencia en cuestión de números, por ejemplo, en el caso de la película de Avengers: Endgame se estima que la cinta rebasará los 2 mil millones de dólares en taquilla a nivel mundial, con la expectativa de llegar a los 3 mil millones, pero esto podría verse afectado si las personas deciden ya no ir a ver la cinta a las salas de cine tras recibir spoilers o ver una mala reseña que los contenga en cierta forma, recordemos que aspectos como el word of mouth y las reseñas tienen un impacto importante entre los consumidores. Según lo detalla la firma Invesp, las personas son 90 por ciento más propensas a confiar y comprarle o no a una marca tras una recomendación de un amigo o familiar. Por otra parte, Forbes destaca que las empresas se arriesgan a perder hasta el 70 por ciento de sus clientes potenciales cuando cuentan con más de 4 artículos negativos visibles en el mundo digital. Como se puede ver con los datos, cabe la posibilidad de experimentar pérdidas.

¿Realmente son tan fatales los spoilers?, en el caso de las audiencias, pese a que ya mencionamos como impactan negativamente, diversos estudios sustentan que, de hecho, los spoilers pueden mejorar la experiencia de las personas haciendo que la gente disfrute más las historias, por ejemplo, uno de ellos realizado por la Universidad de California destaca que tener información adicional (un spoiler) sobre los contenidos puede hacerlos más satisfactorios, al igual que la previsibilidad de una experiencia. En un experimento con 819 personas, un psicólogo, Nicholas J. S. Christenfeld, de esta universidad puso a leer a los participantes distintos tipos de historias, en las cuales algunas se presentaron spoilers, y como se puede observar en los resultados de la gráfica de abajo, quienes recibieron spoilers reportan haber disfrutado más las historias.

Impacto de los spoilers en el nivel de satisfacción
Imagen: University of California

El argumento principal es que las personas disfrutan las historias no por su final, ese no es el punto por el cual se consumen los contenidos, lo que hace que los materiales generen buenas experiencias son los eventos que suceden a lo largo del recorrido, el simbolismo, el estilo, los personajes y la estructura. Si el conocer los giros argumentales y demás elementos arruinara las historias, las personas no disfrutarían el leer un mismo libro más de una vez, de ver una película más de una vez o el repetir toda una serie de TV, o no acudirían a ver contenidos que ya saben cómo terminarán inevitablemente, por ejemplo, todo mundo sabe que en Romeo y Julieta ambos terminan muertos…

No obstante, se puede decir que es un tipo de placer diferente o una experiencia distinta a la que se experimenta cuando se consume algún contenido por primera vez, por ello, para cerrar este artículo, compartimos algunas reglas de etiqueta a seguir para no hacer spoilers, estas son:

  • Siempre anuncia un spoiler antes de hablar, publicar en redes sociales o escribir sobre algún contenido que puede que otros aún no hayan visto.
  • Excusas como “eso pasó en el libro” no son válidas para hacer spoilers.
  • Espera al menos una semana para hablar o discutir sobre un contenido recientemente lanzado.
  • Siempre pregunta si las personas ya han consumido los contenidos antes de hacer los spoilers (hablar del tema abiertamente).
  • Usa tus audífonos si estás viendo un show en un espacio público.
  • Sé cuidadoso con los chats grupales.
  • Si hablarás con alguien más en público de los contenidos recientemente lanzados, trata de susurrar.
  • Recuerda que los quotes o frases también cuentan como spoilers.
  • Recuerda que los memes también cuentan como spoilers.
  • Si has sido víctima de los spoilers, no busques afectar a los demás compartiéndolos.
  • Y por último, no puedes quejarte de los spoilers si ya pasó más de una semana de que se publicó el contenido.