Los pilares de la NFL, un ejemplo de eficiencia y expansión

Ante el atractivo abanico de espectáculos del deporte, todos ellos de gran calidad, el aficionado se encuentra en una encrucijada para seleccionar que ver los fines de semana.

La competencia por el amplio y poderoso mercado de los fans del deporte está en pleno apogeo. Ante el atractivo abanico de espectáculos del deporte, todos ellos de gran calidad, el aficionado se encuentra en una encrucijada para seleccionar que ver los fines de semana.

Tenemos a la Champions League, la NASCAR, los torneos de Golf como la FEDEX CUP; la Fórmula 1, la NBA, el Béisbol de las grandes ligas, el Hockey y las ligas española, italiana y alemana de futbol de primera división. ¿Qué hacer para adoptar una liga sin la tentación de estar brincando de canal en canal?

La respuesta nos la proporciona la National Futbol League, (Liga Nacional de Futbol Americano) que arrancó su temporada el pasado fin de semana y que forma una coalición de equipos divididos en secciones de acuerdo a su ubicación geográfica en USA y que toma su figura legal de asociación deportiva, que es controlada por sus propios miembros.

Creada en 1920, está formada ahora por 32 franquicias que alcanzan grandes costos fundamentados por sus logros y campeonatos, así como por la parrilla de jugadores que cada temporada adquieren gran valor. Un ejemplo: Tom Brady, el pasador de los patriotas de Nueva Inglaterra, recibe al año 44 millones de dólares y es uno de los 15 mejor pagados de la liga. El equipo más costoso de la NFL son los Vaqueros de Dallas que alcanzan una suma de 4,200 millones de dólares, es el más caro del mundo.

Cada domingo los diferentes estadios reciben a un promedio de 67, 000 espectadores que consideran que este deporte es su favorito (en las encuestas que realizan la liga sobresale el dato de que el 42% de los encuestados tienen al futbol americano como su deporte favorito. Con estos números Roger Goodell, apodado el martillo y CEO de la liga ha entregado buenas cuentas a los poderosos dueños de los equipos entre los que destacan Jerry Jones y Robert Kraft, en efecto el dueño del emporio Kraft, ( mayonesas)que alcanzan fortunas personales de 5 y 4.8 billones de dólares respectivamente.

¿ Cuáles son las claves para el éxito de la NFL en el mundo del deporte?

Nivel de expansión. La NFL busca nuevos mercados y ha desarrollado proyectos en Londres en donde cada temporada realiza tres juegos con un promedio de asistencia de 85,000 aficionados y en México en donde en el Estadio Azteca se efectúa un juego con una asistencia de 90 mil espectadores.

La alianzas con los patrocinadores. Tienen a 14 grandes marcas liderados por Subway.

La alianzas con las cadenas de televisión. En Londres con la BBC y en México con Televisa.

Derrama económica. Cada partido deja 16 millones de dólares para la ciudad sede.

Las alianzas con los dueños de los equipos, todos ellos poderosos empresarios. Robert Kraft, es amigo personal de Donald Trump, lo cual le abre a la NFL el mundo de la política; otros dueños son Martha Ford, de los Leones de Detroit, Alexander Spanos, de los Cargadores de San Diego, y Denise York, propietaria de los 49´s de San Francisco, además del ya mencionado Jerry Jones, de los Vaqueros de Dallas.

¿Qué tenemos?

En independencia de las cartas credenciales que presenta la NFL, el fútbol americano representa la cultura americana, ambiente que toca ya otras latitudes y que abre mercados derramando una gran cantidad de dólares para la ciudad anfitriona. Es también, una válvula de escape enmarcada de pasión y amor a los colores de los equipos que pasa de generación en generación, aspectos que le permiten ser líderes en el deporte mundial en conjunto con el béisbol, la Premier League en Inglaterra, la Champions League en Europa y la Fórmula 1.

Un ejemplo de mercadotecnia y liderazgo.

Nos encontraremos más adelante.