• Con una inversión de 7 mil 234 millones de pesos durante 2019, según las previsiones del Departamento de Investigación de Merca2.0, los medios exteriores aparecen como una opción confiable.

  • Los medios exteriores han sabido integrar tecnología a su favor en pantallas digitales o actualizaciones en tiempo real en parabúses y demás plataformas a su alcance.

  • Lee: Los 5 life hacks de la publicidad actual

Una vez que se resignaron a que nada sería igual después de una evolución digital notable y constante, muchos medios de comunicación y plataformas publicitarias renacieron de las cenizas como el Ave Fénix.

Si bien la radio y la televisión van a la baja en cuanto a inversión en medios, los factores principales están alejados de la parte digital, se han concentrado en temas gubernamentales, pero finalmente han sabido acomodar sus estrategias con temas digitales, “uniéndose al enemigo” en lugar de ir contra él.

Los medios exteriores han sabido integrar tecnología a su favor en pantallas digitales o actualizaciones en tiempo real en parabúses y demás plataformas a su alcance, pero aunado a eso, las propias redes sociales han acudido al poder de los medios exteriores en busca de un medio mucho más alejado de ellas, pero efectivo para sus estrategias, un medio que forma parte de la vida cotidiana de los consumidores, tanto como ellas.

Con una inversión de 7 mil 234 millones de pesos durante 2019, según las previsiones del Departamento de Investigación de Merca2.0, los medios exteriores aparecen como una opción confiable. Han sido de los más beneficiados con el auge digital y para muestra la última estrategia de Samsung y Twitter.

La firma de smartphones ha lanzado una campaña que consta de narrar en directo todos los detalles de su nuevo dispositivo Galaxy Note a millones de personas en Twitter y a la vez en un circuito digital de Clear Channel en España. Este formato podría replicarse en otras firmas.

También podemos ver ese poderío de los exteriores con Netflix y su expansión publicitaria con Club de Cuervos en espectaculares situados en zonas clave, que no le requirieron mayor inversión, pero que sí le dieron un alcance macro.

Los profesionales del marketing y la publicidad deben orientarse cada vez más hacia la omnicanalidad, lo que redituará mucho más a las compañías en el mundo.