La Justicia emitió una orden de arresto contra Luis Miguel en Estados Unidos

Son buenos tiempos para Luis Miguel, pero sólo en materia musical. Es que a pesar de que se lo ha visto renovado en sus últimas apariciones públicas, el cantante mexicano enfrenta varias demandas millonarias, una de las cuales estaría a punto de generar su arresto.

Estamos hablando de un juicio iniciado por su ex manager, William Brockhaus, quien le reclama un millón de dólares por incumplimiento de contrato. La última novedad en este sentido tiene que ver con la orden de detención que la jueza emitió este lunes, ante la decisión de Luis Miguel de no comparecer voluntariamente al tribunal en Los Ángeles, según publicó Telemundo. Según el mismo medio, distintas notificaciones le fueron enviadas a los diferentes domicilios del artista en Estados Unidos y en México.

Brockhaus es un empresario texano a quien Luis Miguel le pidió en 2011 que fuera su representante por la amistad que tenía con su esposa, Michelle Salom, descendiente de una familia de sirios con influencia en Ciudad Juárez y amiga de Luis Miguel desde la infancia, según El País.

Además de esto, hay más problemas para El Sol, quien también enfrenta otro juicio, en este caso por poco más de 3, 5 millones de dólares, iniciado por su ex sello discográfico, Warner Music México. “Según trascendió, la compañía le había dado esa suma a modo de préstamo, pero nunca consiguió que el artista devolviera el dinero”, publicó La Nación.

Hay más. Una tercera demanda, en este caso iniciada por el también cantante Alejandro Fernández, que asegura que le pagó por adelantado a Luis Miguel una millonaria suma por una gira que iba a unirlos sobre el escenario, pero que nunca se llegó a concretar.

En las redes, la noticia convirtió a Luis Miguel en tendencia.