• Según Statista, a escala global hay más de 1.01 billones de consumidores de streaming de video a escala global

  • Para 2023, se espera que la tasa de penetración del VoD sea cercana al 16.2 por ciento

  • El mercado más fuerte de esta industria, después de Estados Unidos, parece ser China

Uno de los mercados más competidos dentro de la gran industria del entretenimiento es el del streaming. En particular, el consumo de contenidos en Video-on-Demand (VoD). Todas las empresas tienen sus propias plataformas, desde las más generales hasta las de un público mucho más específico. Asimismo, el control por el dispositivo por el que se consumen estos servicios es también una batalla salvaje. Pero un punto crucial es la preferencia de la gente.

Esto es importante por las condiciones específicas del mercado de streaming. De acuerdo con Grand View Research, el valor de la industria será de 124 mil 570 millones de dólares (mdd). Ciertamente es una cifra considerable pero, según Statista, el VoD no disfrutará un desarrollo tan considerable. De hecho, se espera que el crecimiento anual se desplome hasta 0.7 por ciento para 2023. Es decir, hay una audiencia limitada que las empresas pueden capturar.

Lo anterior también significa que la competencia será particularmente brutal para todas las empresas del sector en los próximos años. Con una audiencia limitada y tantos competidores en la carrera, cada agente tendrá que esforzarse al máximo para convencer a la población de consumir sus contenidos. Por ese prospecto, es curioso observar quiénes tienen la preferencia de los segmentos de peso a futuro. En particular, los jóvenes miembros de la Generación Z.

Generación Z prefiere el streaming en YouTube

Piper Jaffray acaba de publicar un estudio, retomado por Adweek. En él, la firma señala que los jóvenes de la Generación Z tienen una clara plataforma favorita para consumir streaming de video. Curiosamente, Netflix llega en segundo lugar por detrás de YouTube. Diariamente, el 37 por ciento del contenido de VoD de estos adolescentes proviene del sitio de Google. Por otro lado, solo el 35 por ciento de los materiales que ven día con día vienen de su rival de pago.

También se estimó que la Generación Z no es muy afecta a Prime Video o Hulu. Tanto las plataformas de Amazon como de Disney constituyen menos del 10 por ciento del contenido total que consumen estos adolescentes. En promedio, el estudio de la firma de investigación entrevistó a adolescentes de 15.8 años. Asimismo, se determinó que sus plataformas sociales favoritas son tanto Instagram, todavía en primer lugar, como su gran competidora Snapchat.

¿Qué significa esta derrota para Netflix?

Para ganar a las audiencias, las plataformas de streaming han recurrido a varias herramientas. Netflix y Primer Video han tratado de consolidarse como jugadores legítimos en premios como los Oscar y los Emmy’s. Por otro lado, Hulu ha tratado de apostarle a revivir caricaturas clásicas, que han ganado popularidad con el tiempo, como lo son los Animaniacs. Por supuesto, los derechos de transmisión de series son otro punto de conflicto muy importante.

Vale la pena preguntar si Netflix está en peligro de ser superado por YouTube. Al final, la preferencia por el streaming en la plataforma de Google está amenazando por acabar con otras industrias, principalmente las noticias por TV. Además, la Generación Z promete ser mucho más influyente que los millennials. No solo están a punto de sumarse al mercado laboral y tener recursos propios. Sus gustos también pueden influir en futuros consumidores.

Por otro lado, es exagerado asegurar que Netflix vaya a perecer ante YouTube. La diferencia entre ambas plataformas de streaming, aunque no es pequeña, tampoco es imposible de modificar. A futuro, el servicio de paga debe aprender a adaptarse para tratar de ganar la dominancia sobre los consumidores jóvenes. Sin embargo, es muy poco probable que salga de la competencia. Otros proveedores, como Hulu y Prime Video, podrían no ser tan afortunados.