x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Juicio por prácticas anti-competitivas de Google no sería sino hasta 2023, ¿por qué importa?

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Tanto el gobierno de EEUU como los abogados de Google creen que no se podrá lidiar con los requisitos pre-juicio antes de inicios de 2023
  • Se espera que la próxima audiencia para actualizar el estado de las demandas contra Google se realice el próximo 21 de enero

  • En los múltiples casos contra la tecnológica, se cuentan como demandantes tanto el Departamento de Justicia como varios estados

  • Todos los funcionarios de gobierno aseguran que la subsidiaria de Alphabet ha injustamente aplastado a la competencia, lo cual niega

Hasta ahora, ya hay tres grandes procesos legales en contra de Google por sus presuntas prácticas anti-competitivas. El primero, en octubre, la acusó de abusar de su poder en el mercado para monopolizar el sector search. El segundo, el pasado 16 de diciembre, se le acusó de controlar precios y manipular subastas. Las más reciente fue lanzada un día después y la señalaba por utilizar su motor de búsqueda para impedir competencia en otros sectores.

Si bien han sido las noticias más importantes de estos días, no se podrá ver una resolución satisfactoria en el corto plazo. Y es que el proceso entre Estados Unidos (EEUU) y Google, de acuerdo con Reuters, ni siquiera va a comenzar sino hasta 2023. Al menos así lo sugiere la fecha sugerida por el juez a cargo de esta caso. Amit Mehta señaló que el próximo 23 de septiembre de ese año podría ser el día en que ambas partes por fin se enfrenten en la corte.

La fecha podría cambiar a futuro. El gobierno de los EEUU y el equipo legal de Google están de acuerdo que no podrán tener listos los procesos y documentos necesarios para el juicio antes de inicios de 2023. Parte del problema es que se necesitan consolidar argumentos, acusaciones, defensas y otros elementos de las tres demandas contra la tecnológica. También tiene que ver que son varias agencias y agentes del país las involucradas en este pleito legal.

Una larga batalla por delante para Google y EEUU

Esta demanda es una de las más grandes en la historia de la industria de la tecnología. The Guardian señala que la batalla entre Google y EEUU es la más importante que se ha librado en una generación. El caso más reciente fue una pelea entre Microsoft y el gobierno americano en 1998. Entonces, el resultado de la demanda permitió el desarrollo de una economía de internet más intensa. Y ahora, es posible que tenga un efecto similar en publicidad y desarrollo web.


Notas relacionadas


El hecho que se vaya a sostener el juicio hasta 2023 no es algo menor. No solo son años en los que Google podría verse afectada en su reputación de marca o seguir teniendo un efecto negativo en el mercado (dependiendo de qué lado gane el caso). De acuerdo con Wired, se trata de procesos notablemente largos, costosos y poco efectivos. En este sentido, la peor posibilidad es que se desperdicien tres años de procesos sin causar cambios significativos.

Pero también hay una oportunidad para verdaderamente hacer un cambio en el entorno. De acuerdo con Fast Company, es probable que Google gane la demanda de EEUU en su contra por la falta de un marco legal sólido. Pero en los próximos tres años, es posible que se hagan reformas para tener un mejor control de estos gigantes, y así regular mejor su poder en el mercado. No solo eso, la misma Big Tech puede hacer ajustes radicales a su forma de trabajar.

Resistencia de las Big Tech

Las grandes compañías bajo el asedio de los EEUU no solo se han quedado con los brazos cruzados ante estas demandas. La subsidiaria de Alphabet señaló que las acusaciones del gobierno americano están profundamente equivocadas. No solo eso, sino que Google asegura que las penalizaciones que están planeándose en su contra no solo dañarían a las audiencias, que escogen su producto por ser la mejor. También impulsarían a rivales de menor calidad.

Un argumento similar ha estado utilizando Facebook, que también ha estado bajo fuego por demandas muy similares a las que han afectado a Google. Contra la red social de Zuckerberg se ha propuesto quitarle control sobre Instagram y WhatsApp. La compañía se ha defendido diciendo que estas plataformas no habrían llegado a ser tan exitosas si no fuera por su ayuda. Asimismo, también considera que hay suficientes marcas en el mercado para ser competitivo.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados