CFAH

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Google no se libra de problemas; usuarios del Pixel 2 XL reportan pantallas “quemadas”

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Cuando fue presentado de manera oficial al público a principios de octubre, el Google Pixel 2 despertó muy buenas críticas por los especialistas, tanto que los calificaron como un serio rival para el iPhone 8, el Galaxy S8 y el Huawei Mate10. Sin embargo, no todo es bueno, el smartphone ya presenta algunas fallas.

Cuando fue presentado de manera oficial al público a principios de octubre, el Google Pixel 2 despertó muy buenas críticas por los especialistas, tanto que los calificaron como un serio rival para el iPhone 8, el Galaxy S8 y el Huawei Mate10. Sin embargo, no todo es bueno, el smartphone ya presenta algunas fallas.

En particular, el Pixel 2 XL presenta algunos problemas, además de que no tiene colores muy vibrantes y el blanco no alcanza la pureza ideal, ahora algunos usuarios de estos dispositivos acusan que las pantallas OLED estarían quemándose internamente, según reportan diversos medios.

Aún no se reportan tantos casos como para que los usuarios que cuentan con uno de estos dispositivos se preocupen o para quienes desean comprar uno lo tomen como un signo de alerta. Pero sí debe ser un llamado de atención para Google.

Ante este contexto, la tecnológica de Mountain View ya se manifestó y, de acuerdo con Android Central, emitió una declaración en la que asegura que ya realizan una investigación al respecto.

“La pantalla del Pixel 2 XL ha sido diseñada con tecnología avanzada P-OLED, incluida la resolución QHD+, una amplia gama de colores y una alta relación de contraste para colores y presentaciones naturales y hermosas. Sometimos todos nuestros productos a exhaustivas pruebas de calidad antes del lanzamiento y en la fabricación de cada unidad. Estamos investigando activamente este informe”.

La respuesta es atinada, considerando los casos que una situación como esta podría crecer al grado de tener que hacer el retiro de un número considerable de dispositivos, así como pensar en un programa de recompensa para los clientes afectados.

Al menos esta fue la respuesta de otras grandes marcas, como el caso de Samsung y el Galaxy Note 7, con el problema de la batería, o Apple, que también ha enfrentado problemas con el iPhone 8 y el 8 Plus, y antes fue con el iPhone 6S. En ambos casos, las firmas reaccionaron de manera oportuna y puntual y, si bien tuvieron ciertos impactos, lograron superarlos.

En el caso de Google la respuesta oportuna es aún más importante, pues esto le permitirá prevenir un conflicto mayor por dos razones: aunque es una marca querida y tiene gran confianza de los usuarios, los Pixel aún son dispositivos nuevos en el mercado que deben luchar no sólo por generar expectativa, sino por ganar la confianza del consumidor.

El segundo punto es aún más complicado, pues sus pantallas están fabricadas con tecnología OLED, y son pocos los fabricantes a nivel mundial. Samsung es el mayor, pero consume un gran porcentaje de los que produce en sus propios dispositivos y el resto lo vende a Apple. LG, es el segundo, de hecho, es el proveedor que tiene Google, pero no produce ni en cantidad ni calidad que la otra surcoreana.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Premium

Populares

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.

Más de Merca2.0

Artículos relacionados