Formas más comunes de fallar al gestionar la reputación online

Datos referidos por Reputation X señalan que el 74 por ciento de los consumidores tienen una amplia confianza en las compañías de las que leen reseñas que son muy positivas.

Formas más comunes de fallar al gestionar la reputación online

¿Qué tan importante consideras que es la reputación online?, embarcarse en la era digital con una marca o empresa implica que habrá millones de personas que pueden estar atentas a todo lo que suceda con respecto a esta. Tan solo en México existían 76 millones de usuarios activos de internet hasta enero de 2017, según datos de Statista.

Personas que todo el tiempo consultan información de todo tipo y utilizan plataformas como las redes sociales para el consumo de contenido e interacción con otros individuos. Pero, ¿por qué es importante esto?, como posiblemente ya sabrás, las opiniones tienen impacto. Datos referidos por Reputation X señalan que el 74 por ciento de los consumidores tienen una amplia confianza en las compañías de las que leen reseñas que son muy positivas. Esta información cobra especial importancia si consideramos que también en promedio los consumidores mencionan marcas hasta 90 veces por semana.

La reputación online es un tema que constantemente se debe tener presente en la actualidad, pero más que eso, se debe saber gestionar adecuadamente, por ello aquí te dejamos las formas más comunes de fallar al hacerlo, de acuerdo con una consulta realizada por talkwalker a distintos expertos:

Monitorear solo a tu marca: Las empresas no solo son un ente único, se componen de varios elementos como ejecutivos y otras figuras de importancia. Esto implica que no solo hay que estar pendiente de las conversaciones que surgen en torno a la compañía y sus productos, también hay que tener presentes a las opiniones y comentarios que las figuras clave de la firma expresan en espacios públicos y cómo estos pueden impactar en la percepción.

No darle importancia hasta que hay una crisis: De acuerdo con talkwalker, muchos brand managers consideran que el hecho de no contar con reputación online o no saber de ella quiere decir que al menos no es mala la percepción que se tiene de la marca y deciden no darle importancia hasta que se presentan los problemas. Esto puede tener malas consecuencias y por ello es importante el desarrollar siempre esfuerzos adecuados para que la reputación sea buena. Dentro de las muchas formas en que se puede mejorar la reputación a la par de la visibilidad está el convertirse en una voz dentro de la industria, es decir, generar contenido que demuestre el expertise.

Entrar en pánico cuando hay una amenaza: Cuando hablamos de amenazas nos referimos a las opiniones negativas que se pueden identificar al momento de desarrollar actividades como el social listening, no existe algún negocio al que le guste recibir comentarios negativos pues se trata de elementos que tienen una gran influencia en la toma de decisiones de otras personas que podrían ser consumidores potenciales. Al monitorear y medir los comentarios negativos, existen formas correctas e incorrectas de reaccionar y el entrar en pánico si se trata de una amenaza en potencia puede llevar a las personas a elegir la forma incorrecta.

No ser oportuno: Por último, como se puede notar, el mundo se encuentra cada vez más conectado gracias a las distintas plataformas digitales existentes por lo que no atender a tiempo una crisis de reputación puede hacer los problemas aún más graves. Afortunadamente se cuenta ya con muchas herramientas que pueden ayudar a desarrollar el monitoreo de la marca en tiempo real y esta es de las mejores formas de prevenir daños a la reputación.