LinkedIn es por definición la red social de los profesionales que se ha convertido en una fuente de empleo para los usuarios así como un canal para contratar al mejor candidato desde la óptica de las empresas. No obstante, este espacio parece no haber sido diseñado para personas que ejercen algún oficio, con lo que Facebook encontró una oportunidad para competir en este terreno y lanzó su herramienta job posts que ahora ha desplazado a más de 40 países.

La función que está pensada, especialmente, para empresas locales permitirá a la compañías publicar ofertas de trabajo desde el panel de su página, la pestaña de trabajos, el marketplace de Facebook y desde el feed de noticias, las cuales podrán promocionarse con anuncios.

En tonto, los usuarios podrán descubrir vacantes, completar automáticamente las solicitudes con su información de perfil de Facebook, editar y enviar su solicitud, así como comunicarse a través de messenger para programar entrevistas.

Desde 2016, esta herramienta está disponible en Estados Unidos y Canadá, mientras que a México llegó a mediados del año pasado. Ahora esta característica llega a mercados como Brasil, el Reino Unido, Francia, Alemania, Italia y España en iOS, Android y la web, con lo que su expansión es representativa, de acuerdo con Tech Crunch.

Aunque el fin original de la red social liderada por Mark Zuckerberg no era convertirse en una bolsa de empleo lo cierto es que su alcance y cercanía con las audiencias le permitieron adquirir este rol.

Desde su blog, Facebook indica que una de cada cuatro personas en Estados Unidos ha buscado o encontrado un trabajo usando su plataforma, tendencia que se replica en mercados como el mexicano en donde el 26 por ciento de los jóvenes utiliza la red social para dicho fin, según una encuesta de Universia.

El despliegue masivo de esta función puede abrirle la puerta a Facebook para comerse parte de los 1.1 mil millones de ingresos que LinkedIn reportó para Microsoft durante el último trimestre del año pasado; no obstante, la mayor oportunidad estará en desarrollar una línea de negocio en donde las empresas locales podrían integrarse al portafolio de clientes de sus solucione publicitarias.

Más allá de lo que pudiera pasar, lo realmente interesante es que este movimiento demuestra lo importante que resulta ser un destino diario predeterminado para los usuarios, condición que hace unos años le permitido a Facebook posicionarse como una alternativa a Youtube y crear una línea de negocio. Es posible que esta estrategia se replique con la nueva función.