x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Explotación y trabajo infantil, una posible consecuencia de la COVID-19: UNICEF

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Esta advertencia del órgano de las Naciones Unidas sobre un aumento de la explotación de jóvenes fue hecho a raíz del Día Mundial contra el Trabajo Infantil
  • La Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la UNICEF trabajaron en conjunto para este estudio

  • Ambas instituciones estiman que, por cada punto de pobreza, aumenta la explotación infantil en un 0.7 por ciento

  • También se teme que la COVID-19 afecte principalmente a las niñas, por los prevalentes retos de desigualdad de género

La pandemia está afectando al mundo en más niveles que solo el de salud. La economía de casi todos los países se espera que se reduzca varios puntos porcentuales en 2020, frente a la cifra alcanzada el año pasado. Por otro lado, a raíz de las agresivas medidas de supervivencia de muchas organizaciones, se esperan las mayores tasas de desempleo en mucho tiempo. A eso se debe sumar un fenómeno que tal vez no se había considerado: La explotación infantil.

De acuerdo con Publimetro, e Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) acaba de advertir que este fenómeno podría ser una de las tantas consecuencias de la COVID-19. De hecho, se espera que millones de niños en el mundo se vean empujados al mundo laboral a raíz de la pandemia y un aumento generalizado de la pobreza. Esto, a su vez incrementaría la tasa de explotación infantil. Las conclusiones parten de un estudio realizado por la institución.

Hay otros factores que fomentan el aumento de la explotación infantil por  la crisis sanitaria. De acuerdo con la directora ejecutiva de UNICEF, Henrietta Fore, el fenómeno aparte está siendo impulsado por el cierre de escuelas y la disminución en servicios sociales. Recordó que, por la pandemia, más de mil 600 millones de niños están sin clases. Además dijo que, en tiempos de crisis, este fenómeno se vuelve un mecanismo de supervivencia más para muchos hogares.

Un recordatorio sobre la explotación infantil

A lo largo de los días, ha quedado claro que la pandemia es mucho más de lo que casi todo país puede manejar. América Latina, como Asia, Europa y Estados Unidos (EEUU) antes que ella, está convirtiéndose en el epicentro de la epidemia por el mal manejo de los casos. En México, mientras los jóvenes enfrentan la explotación infantil, varios adultos podrían arriesgar su futuro. Incluso las marcas están luchando por mantenerse relevantes durante esta crisis.


Notas relacionadas


Si de algo sirve la advertencia de la UNICEF sobre la explotación infantil y la COVID-19, es para recordar que esta pandemia no se solucionará con un enfoque regular. La cantidad de problemas que han surgido por culpa de esta enfermedad, en México y en el mundo, ya han impactado un sinfín de aspectos de la vida diaria. En este sentido, se vuelve más urgente que las soluciones no solo vayan enfocadas al entorno político o económico. Se debe hacer más.

Y es que no es solo responsabilidad del gobierno evitar el desempleo, la explotación infantil o las muertes de pacientes. También las marcas y la misma ciudadanía deben de cooperar para llegar a una solución válida para esta pandemia. De lo contrario, el problema se puede salir de las manos de cualquiera. Se necesita formar un frente común a lo largo de todo el país para que se pueda salir bien parados de esta crisis. O bien, resignarse a un futuro incierto y oscuro.

Día Mundial contra el Trabajo Infantil

Cabe destacar que no es la primera vez que se habla de la explotación de la población más joven. De hecho, aunque ha reducido su incidencia con el tiempo, sigue siendo un reto común. En 2019, se presentó una demanda contra empresas como Apple, Tesla, Microsoft y Alphabet por presuntamente emplear menores de edad en su cadena de suministro. En redes sociales, agentes como Facebook también llevan años esforzándose por eliminar contenido de ese tipo.

También se pueden enumerar algunos datos preocupantes en torno a la explotación infantil a escala mundial. De acuerdo con la ILO, para 2017 se contabilizaban más de 152 millones de trabajadores menores de edad en todo el planeta. The World Counts asegura que, mientras la mayoría están empleados en granjas y entornos rurales, muchos trabajan en fábricas. Por su lado, Our World in Data apunta que aún tenía una penetración de 17 por ciento para el 2012.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados