Ford Vs. Ferrari es la historia que cuenta la mayor rivalidad de estas compañías en Le Mans, una de las más épicas en el automovilismo.

Dentro del mercado automotriz hemos visto todo tipo de acciones, sobre todo las que tienen que ver con la creación de pautas comerciales.

La publicidad convertida en película es un concepto que hemos visto con historias como The Founder, que habla sobre el origen de McDonald´s.

Las marcas que conocemos en nuestro día a día tienen una historia y gracias a ella logran relevancia y reconocimiento ante el consumidor, que valora este aspecto, entre otros.

Muchas de estas marcas dependen de dicha trayectoria, para lograr ser relevantes en el mercado, de lo contrario, la pauta comercial no se concreta tal como ocurre en el mercado de lujo.

Dentro de esta industria marcas como Louis Vuitton, Hermès o Gucci dependen de una historia centenaria, con base en la cual han logrado patentar el reconocimiento entre los consumidores y el interés por parte de las marcas.

Así es como explican su historia, con una trayectoria que las ayuda a ser marcas de lujo que anteceden su peso en el mercado para justificar el alto precio de sus productos.

Con esto en mente queda patente el trabajo que deben llevar a cabo las marcas, para ser relevantes ante el consumidor, explotando sus historias y usándolas para hacer evidente su reconocimiento.

Cuando a través de una historia se logra encarnar a una marca a través de personajes, tramas y detalles poco conocidos sobre el emprendimiento detrás para convertirse en un negocio, la empatía que se logra con el consumidor aumenta.

Esto ha ocurrido con cintas como The Founder, donde Michael Keaton encarna a Ray Croc, el hombre que robó la idea de lo que ahora es conocido mundialmente como McDonald’s.

Ahora, siguiendo este formato de publicidad convertida en películas a través de historias emocionales llega Ford Vs. Ferrari, la película que muestra la rivalidad entre ambas marcas en Le Mans, una de las carreras en que Matt Damon encarnará a Carroll Shelby, el responsable del icónico Ford GT y Christian Bale hará lo mismo con el papel de Ken Miles, el piloto responsable de la odisea.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299