Estrategias de marketing detrás de los 3 trailers de Dragon Ball Super: Broly

Dragon Ball Super: Broly -Toei Animation
Imagen: Trailer de Dragon Ball Super: Broly / Toei Animation
  • Desde su creación hace 34 años, fecha en que se publicó el manga de Dragon Ball, se ha convertido en una de las franquicias más conocidas en el mundo. 

  • El regreso de la franquicia del anime Dragon Ball al cine, con La batalla de los dioses (2013), recaudó 57 millones de dólares a nivel mundial. 

  • Lee: 10 libros sobre animación que debes leer, según Hayao Miyazaki

La mercadotecnia se puede aplicar a prácticamente cualquier segmento e industria. Desde lo social, hasta el mundo del entretenimiento, pasando por las películas de animación, el mundo publicitario puede darles cabida. Incluso en Dragon Ball Super: Broly.

Antes de actuar, se tiene que considerar que las estrategias son parte importante del éxito. Y para resaltar lo que acontece en su espacio, se pueden tomar como referencia las tácticas empleadas para promoverlas a la audiencia.

De esta manera, una semana antes de su premiere mundial, en Tokio, Japón, Toei Animation lanza de forma (no tan) sorpresiva el tercer y último trailer de Dragon Ball Super: Broly.

Aunque la película se estrena oficialmente un mes después (14 de diciembre), el nuevo adelanto llega con interesantes novedades sobre la historia que veremos en pantalla grande.

Clásicos en pantalla grande: Dragon Ball Super: Broly

Uno de los más grandes clásicos de Akira Toriyama, Dragon Ball, le dará lugar por tercera vez en el cine a la nueva parte de su historia. Con Dragon Ball Super: Broly, se pretende readaptar la historia del personaje que apareció de forma exclusiva en películas de la saga Dragon Ball Z.

De hecho, su primera aparición fue en la cinta titulada ¡Arde! Una superbatalla feroz, extrema y ardiente. Ahora, busca que la nueva generación de espectadores, los jóvenes de esta década, conozcan al personaje de forma canónica.

Desde que se presentó como personaje principal del próximo largometraje, en julio de este año, ha incrementado la expectativa. El primer trailer de la cinta se dio a conocer en julio de este 2018, con lo que renació esa sensación de poder que solo Broly podría crear.

Ese impacto no sólo afectó a la audiencia, también dejó emocionados a muchos mercadólogos especializados en la promoción de entretenimiento. Sobre todo el de películas de animación.

¿Cómo se promociona un éxito en películas de animación?

Se debe reconocer que, después de tantos años desde que se hizo presentó públicamente al personaje de Broly, en aquél lejano marzo de 1993, todavía puede ser vigente en la actualidad.

Aún puede lograr atraer a un público que desde hace mucho tiempo dejó de internarse en cine de animación, más allá de los clásicos de Disney-Pixar. Por lo tanto, estar en boca de todos antes, durante y después de su estreno puede ser una labor titánica, si no se hace de la manera correcta.

Jugando a favor de la franquicia, es algo que no se puede dejar pasar. Al menos en el mercado mexicano. Dragon Ball y sus consecuentes Z/Super continúan siendo un éxito para el mercado local.

Los números lo respaldan

Detrás de Dragon Ball, hay unas serie de números e ingresos que demuestran su impacto mercadológico. En el mundo del cine, también se puede poner un parámetro.

El primer gran regreso de la saga, con Dragon Ball Z: La Batalla de los Dioses (2013) como bandera, recaudó 57 millones de dólares a nivel mundial. Eso representa un gran retorno de negocio para la marca, si se considera la aberrante adaptación Live Action Dragon Ball: Evolution (2009), que logro obtener poco más de  $8,4 millones de dólares en el mundo.

En México generó $56,448,230 de pesos en taquilla, con un promedio de 1,4 millones de asistente. Nada mal para una cinta de nicho (anime).

Desde entonces, su explotación, la etapa de marketing y publicidad han contribuido a que regrese la saga. Desde el anime Super, hasta el manga del mismo nombre. Mientras tenga el logotipo y la imagen, se venderá.

Estrategias de marketing que llevaron los 3 trailers de Dragon Ball Super: Broly

1. El primer trailer de Dragon Ball Super: Broly

Llegó en julio de este año. Con pequeños detalles de la obra audiovisual, logró suscitar el interés de los usuarios. Aprovechando eventos como la Comic Con, poco a poco se iba develando diferentes situaciones para ir ofreciendo respuesta a la curiosidad de la audiencia.

2. Estaban hablando de una película que no se había contemplado

¿Qué es lo que atrajo sobre la nueva película de Dragon Ball Super:Broly? Acabando el anime de Dragon Ball Super, todos los aficionados no tenían idea sobre lo que seguía de la franquicia.

Al mostrar un primer anuncio y un material, con esto han creado un boom y durante los últimos meses fueron revelando detalles. Y aunque el estreno está previsto para el 14 de diciembre de este año, ya han lanzado tres tráilers, posters  promocionales y entrevistas con los creadores.

Para tener éxito, la próxima película basada en la popular obra de Akira Toriyama supo aprovechar el marketing de eventos para empezar a soltar detalles, contexto e historia.

3. Expectativa

Cuando se trata de películas de este género, jugar con la expectativa es casi una estrategia de marketing obligada. ¿La razón? Porque con ella no solo obtienes la atención de los amantes de la franquicia, si no de todos los demás “curiosos” que se emocionen por el tema.

Como se trata de una nueva versión de un personaje ya conocido, la audiencia empezó a crear la expectativa y a formar opinión por su propia cuenta. Aquí, Akira Toriyama también tuvo influencia, ya que empezaba a explicar el desarrollo de la película con base en esas mismas suposiciones.

4. Nuevas audiencias

Aunque el contenido de la película sea “similar” a lo que se presentó hace hace 25 años, no se puede contar con el mismo público fiel. Dragon Ball Super:Broly tiene la ventaja de contar con éxito tras de sí.

Aunque nada garantiza que sucederá lo mismo en la actualidad, es necesario idear estrategias de marketing digital apuntando a un tipo de audiencia específico. Al tratarse de una película animada (de anime, para ser específico) es importante aplicar una investigación del nicho y conocer a fondo el target para que vaya directo a la cima de la taquilla.