Estos son los datos que debes saber sobre el capital humano en 2019

Las organizaciones ya no se evalúan en función de métricas tradicionales, como el rendimiento financiero o incluso la calidad de sus productos o servicios.

capital humano
Foto: Bigstock

Las organizaciones ya no se evalúan en función de métricas tradicionales, como el rendimiento financiero o incluso la calidad de sus productos o servicios.

Por el contrario, las organizaciones de hoy son cada vez más juzgadas sobre la base de sus relaciones con sus trabajadores, sus clientes y sus comunidades, así como su impacto en la sociedad en general, transformándolas de empresas comerciales en empresas sociales.

Los negocios en la actualidad deben saber gestionar bien el talento teniendo en cuenta los recursos con los que cuenta cada empresa, que en la mayoría de los casos suelen ser limitados.

Expertos en la materia reconocen el papel fundamental de las personas en la transformación digital que estamos viviendo ahora mismo, una verdadera revolución en la manera de trabajar, y si no existe un personal cualificado para manejar las herramientas que están surgiendo, no obtendremos el éxito esperado.

“Para una correcta gestión del capital humano, el departamento de recursos humanos tiene que plantearse varias premisas, pero la fundamental es saber apreciar que el talento no es sólo ser capaz de algo, sino querer hacerlo”, indicó Salvador de Antuñano, director de recursos humanos en Adecco México.

De igual manera ocurre con los empleados de una empresa, donde el departamento de Recursos Humanos. tiene un papel preponderante en la motivación personal de cada empleado, así como un punto de apoyo que les permita crecer dentro del trabajo, y que la empresa crezca gracias a su talento.

Una gestión del capital humano más estratégica

La mayoría de estos departamentos no se están adaptando a las nuevas tendencias en la gestión del capital humano y se están quedando obsoletos en el manejo y buenas prácticas de cara a los trabajadores.

Los departamentos de RH deben transformar sus funciones hasta ocupar un rol de Partner estratégico dentro de la empresa y de soporte a la dirección. Pasar de una gestión más administrativa a otra más estratégica de gestión del capital humano, que es la tendencia actual y futura.

Para comenzar con el cambio es importante adaptar, en primer lugar, el espacio de trabajo, así como las funciones a realizar con las novedades y avances en tecnología. Sin embargo, debemos tener en cuenta que la implementación de tecnología por sí sola no produce la transformación digital, pero cambiar una organización para aprovechar el potencial de estas tecnologías sí lo hace.

Como empresa debemos valorar en qué nivel de este proceso de transformación nos encontramos, pues no será igual el cambio si nos hallamos en un nivel básico o intermedio, que si estamos en uno avanzado, o incluso excelente.

Pasar de las diferentes escalas hasta llegar a la óptima requiere de disponer de soluciones tecnológicas que faciliten a las empresas la ejecución de esta transformación.

“Debemos dar más valor a unas tareas que a priori no estaban a la orden del día, como la planificación de los recursos humanos o el apoyo y soporte estratégico a la compañía, y debemos dedicar menos tiempo a otras tareas administrativas o que pueden automatizarse”, indicó el ejecutivo de Adecco México.

Descarga gratis aquí el white paper “¿Qué debes saber sobre el liderazgo efectivo en 2019?”