• La última publicación print de ESPN The Magazine coincidirá también con su “The Body Issue” de 2019

  • Para junio de 2018, la revista tenía una circulación de dos millones 144 mil 483 de ejemplares

  • Junto con la marca ESPN y el resto de Capital Cities/ABC, el medio fue adquirido por Disney en 1996

Hoy en día, los medios están dominados por los canales digitales. Esta condición ha hecho que las publicaciones impresas tengan dificultades para encontrar su lugar. Por una parte, hay agentes que defienden su utilidad para que las marcas construyan una buena reputación. Al mismo tiempo, los ingresos tanto de diarios como de revistas han caído consistentemente año con año. Y la más reciente víctima de esta radical transformación fue ESPN The Magazine.

La icónica revista de deportes dejará de producir su versión impresa. El último número de ESPN The Magazine será lanzado en septiembre de 2019. Después, la publicación periódica vivirá solamente en su portal digital. En un comunicado oficial, el medio reafirmó que no se cierran por completo al entorno print. A futuro, ciertas ediciones especiales podrían llegar a un formato de papel. Pero ahora la norma serán las plataformas en línea.

También en su declaración, la marca reafirmó que sus redactoresseguirán creando el mismo contenido excepcional. Los hábitos de los consumidores están evolucionando rápidamente y eso requiere que ESPN se transforme también. […] Nuestros datos indican que la gran mayoría de nuestros lectores ya consumen nuestro periodismo print mediante plataformas digitales. Así que este nuevo enfoque maximizará el alcance e impacto [de nuestra revista]”.

ESPN y la muerte de las publicaciones impresas

No es la primera vez que una revista cierra sus publicaciones para enfocarse a digital. Antes de ESPN, Condé Nast suspendió las versiones impresas de Glamour y Teen Vogue en 2018. Ese año, Redbook, NME y Seventeen también salieron del mercado print permanentemente. Algunas, como la marca propiedad de Disney, prometieron ediciones especiales en papel. Otras aceptaron por completo los canales en línea con proyectos como portadas animadas.

Más allá del caso específico de ESPN, esta decisión revela el significativo problema en el que están las publicaciones impresas. La publicidad permite a estas organizaciones subsistir. El problema es que los anunciantes están enfocándose casi exclusivamente a digital. Entre 2016 y 2018, se estima que revistas y periódicos fueron los únicos con una reducción persistente en el flujo de ingresos por anuncios y comerciales. Online, en contraste, creció a doble dígito.

Pero dicha transformación no ha sido igual en todas las regiones. El Departamento de Investigación de Merca 2.0 estimó en enero que las revistas acapararán mil 889 millones de pesos de la inversión total en medios mexicanos. La cifra representa un incremento, aunque minúsculo, de 0.2 por ciento frente al año pasado. Que ESPN salga de print no significa que los impresos vayan a desaparecer. Solo implica que debe terminarse un cambio en el entorno.

Y es que ESPN, así como el resto de los medios impresos, tiene un rol que jugar en el entorno. Una encuesta realizada por Clutch en 2017 apunta que los consumidores consideran a las revistas y periódicos como los medios más confiables en el entorno publicitario. Por el contrario, los canales en línea y las redes sociales se encuentran al fondo de la gráfica. Así como la radio y la TV persisten y son sustentables, el print seguirá existiendo en el mundo.