En LinkedIn el nombre del juego se llama resultados

Al asesorar u ofrecer coaching a ejecutivos, en ocasiones dentro de la práctica del outplacement (transición laboral) acerca de su perfil en Linkedin, se plantea el siguiente objetivo:

“Al finalizar el asesorado tendrá un perfil activo en LinkedIn, y conocerá la funcionalidad de las redes profesionales en beneficio de sus objetivos”.

Y compendiamos con la siguiente afirmación: “El alcance que se tenga dependerá del interés y uso que se le dé a Linkedin”. En este proceso de inducción a LinkedIn a empresas y/o personas formulamos las siguientes preguntas:

  • ¿Qué se pretende al estar en LinkedIn?
  • ¿Sabe cómo opera LinkedIn?
  • ¿Conoce el alcance de LinkedIn?
  • ¿Tiene la motivación, conocimientos y tiempo para trabajar digitalmente?

Por supuesto que el conocimiento del sistema, su alcance, la motivación y el tiempo que se dedique a preparar, mantener y fortalecer día con día el perfil y/o la página de empresa en LinkedIn llevará al usuario a obtener los resultados deseados.

Funcionalidad para cada pretensión profesional

Estas exigencias aplican de la misma forma para un vendedor, promotor de nuevos negocios, reclutador, incluso para un maestro de Maestría o Postgrado, en fin, toda aquella persona cuya actividad resida en generar un networking convertido en contactos con los cuales hay que tener invariablemente conexión, una constante comunicación y siempre buscando exitosa conversión, es decir resultados.

La conversión significa resultados

La conversión deseada estará marcada por los objetivos a alcanzar para cada participante en LinkedIn, la de un reclutador en términos de candidatos, la de un vendedor en cuanto a clientes, la de un promotor o desarrollador de negocios en cuanto a nuevos proyectos, alianzas, y así para cada profesional dentro de LinkedIn y para esto “hay que teclear mucho” de forma efectiva, eficiente y con gran calidad.

LinkedIn es como un ser querido

Con el intenso uso de LinkedIn (en su modalidad básica) hemos aprendido que estar en esta red social profesional es como el tener una relación con un ser querido. A continuación, presentamos en forma muy breve un listado de algunos aspectos a considerar como parte de una inducción en esta red social.

1. Entender cómo funciona Linkedin y hacia dónde va la transformación digital

  • Como persona
  • Como empresa
  • Su conexión con otras redes (Linkedin, Microsoft, Facebook; YouTube, etc.

2. Conocer a fondo Linkedin como personas y como empresas

  • Culturizar digitalmente
  • Capacitar en el uso de las redes profesionales
  • Otorgar las facilidades de uso de LinkedIn acorde a las necesidades

3. Atender con excelencia los requerimientos y la funcionalidad de Linkedin en cuanto a:

  • Perfil
  • Contactos
  • Grupos
  • Empleos
  • Empresas

4. Interactuar con Frecuencia con los contactos

  • Si no hay conexión y comunicación, no habrá relación y menos habrá resultados
  • Sacar provecho a las notificaciones, cumpleaños, nombramientos, promociones, nuevos empleos

5. Comunicar con tus propias palabras

  • Publicar ideas propias en frases, imágenes, artículos

6. Compartir las ideas de terceros

  • Publicar ideas de terceros en frases, imágenes, artículos

7. Fortalecer con nuevos contactos

  • La esencia de Linkedin son las personas, y tener los contactos antes de necesitarlos

Estas acciones nos llevarán a tener una relación provechosa que se transforme en resultados para lo cual tenemos que conocer LinkedIn, su funcionalidad y su oferta de aplicaciones.

LinkedIn móvil

LinkedIn ofrece la posibilidad de utilizar, además de la PC, el dispositivo móvil, el smartphone. La actividad digital permite operar 24/7. Para lo anterior LinkedIn, ha desarrollado un importante repositorio de aplicaciones que facilitan y fortalecen presencia, información, comunicación relacionada con nuestra actividad profesional.

Existen aplicaciones en LinkedIn para tabletas y en general dispositivos móviles.

  1. Aplicación nativa
  2. Linkedin Pulse: feed de noticias de Linkedin
  3. Connected: Contactar con otros posibles usuarios
  4. Lookup: directorio móvil de la gente de tu empresa que está en Linkedin
  5. Slideshare: compartir presentaciones, artículos
  6. Grupos: comunidades que se identifican con una función (mercadotecnia, ventas, producción, recursos humanos, dirección general, etc.) con una profesión, industria y otras modalidades
  7. LinkedIn Recruiter: herramienta precisa de las personas encargadas de las selección y reclutamiento de profesionales
  8. LinkedIn Sales: conectar a los vendedores con sus clientes potenciales y prospectos
  9. LinkedIn Jobs: conectar talento con las empresas y sus reclutadores

Tenemos que entender que el perfil es para personas y la página es para empresas y con fundamento en este conocimiento llevar a cabo una planeación estratégica de nuestra incursión en LinkedIn.

Estrategia, tácticas y habilidades

Hemos hecho una adaptación de la metodología que nos ofrecen Charlene Li y Josh Bernoff en su libro “El mundo Groundswell” Cómo aprovechar los movimientos sociales espontáneos de la red. Editorial Empresa Activa 2008. Ellos crean un acróstico, en idioma inglés con la palabra POET (poeta) la transcribimos al idioma español y componemos el acrónimo POETA que se traduce cada letra en las siguientes poderosas palabras: público, objetivos, estrategia, tecnología y administración.

POETA de las redes profesionales y sociales

Con esta u otra metodología tenderemos la posibilidad de dar orden a nuestro esfuerzo de planeación para:

  1. Definir cuál es el perfil de mi público objetivo y no estar aceptando invitaciones sin ton ni son.
  2. Establecer objetivos adecuados para tener rumbo con nuestra presencia en LinkedIn
  3. Definir estrategias acordes a nuestro público y objetivos
  4. Accionar la tecnología y su funcionalidad de acuerdo con públicos, objetivos y estrategia.
  5. Programar como operar en Linkedin ya sea como persona o empresa.

Hay una sencilla formula que nos llevará a mejores resultados que consiste en contar con activos personales, profesionales y digitales, tener una gran motivación hacia la relación y los resultados, tener claridad en nuestro mercado objetivo y contar con una red “con activa y humanizada vida digital”.

El interés, la motivación, la ambición serán la fuerza motora de la óptima presencia como personas con nuestro perfil, y como empresas con nuestra página, de tal forma que honremos en LinkedIn el nombre del juego que simple y llanamente se llama resultados.