En este challenge no sólo el outfit más caro gana, también Gucci, Cartier, Hublot y todas las marcas de lujo

challenge-outfit-drake
Imagen: Twitter

Louis Vuitton se mantiene en la posición número uno como la marca de lujo más valiosa del mundo y también como la tercera con mayor crecimiento de la categoría, +41 por ciento y un valor de 41.1 mil millones de dólares, de acuerdo con el ranking BrandZ Top 100 de las marcas globales más valiosas del mundo anunciado por WPP y Kantar Millward Brown.

La segunda marca más valiosa es Hermès, le siguen Gucci, Chanel, Rolex, Cartier, Burberry, Prada, Dior e Yves Saint Laurent.

El mérito de estar entre las primeras posiciones en esta industria no es fácil, es digno de destacar, pues se trata de una de las más complicadas porque el target no es tan amplio como en otros sectores. Se requiere poder adquisitivo.

Por ello, algunas son relacionadas con generaciones mayores a los 30 años y con un estándar alto en cuanto al poder adquisitivo. El shopper tiene ese perfil, pero el consumidor puede ser cualquiera.

El reto

Esto se ha demostrado en el último challenge viral en el que la generación Z demuestra su preferencia por las marcas de lujo. Se trata de mostrar el outfit más costoso, entre tenis, playera, accesorios, pantalones, etcétera.

Drake hizo el reto y hasta el momento supera la cantidad de todos los demás, con 979 mil dólares en su look.

Pero entre los consumidores “terrenales”, se viralizó el de una chica que supera los 10 mil 300 dólares entre productos cuyo valor subió por Gucci y Cartier, pero que complementaban un look con tintes de Adidas o Anti Social Club.

Un chico también se viralizó porque con marcas como Hublot y Armani, sumó 15 mil 909 dólares.

 

Esta tendencia resulta benéfica especialmente para las marcas de lujo, pues esta práctica las relaciona con generaciones mucho más jóvenes y con auge en la actualidad.