CFAH

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

En Cuba, una protesta inusual abre un nuevo debate

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Empezaremos diciendo que todo pueblo merece estar en paz, tener recursos suficientes para vivir con dignidad y tener libertad. Esta triada de factores son suficientes para que, en independencia de las ideologías, una nación, tenga desarrollo. Este es el caso de Cuba.

Hagamos este análisis desde el punto de vista técnico- comunicacional para no adentrarnos en terrenos ideológicos que nos llevarían a un debate más emotivo.

Estos son los hechos: desde los años sesenta Estados Unidos impuso un embargo comercial a Cuba como respuesta a las expropiaciones de las compañías y propiedades de los ciudadanos americanos en la isla por parte del nuevo gobierno revolucionario que encabezó Fidel Castro. En términos de negociación asentemos que a toda acción sobreviene una reacción.

Pasó el tiempo y el gobierno de Trump continuó con la política de restricciones, ahora con Biden como presidente, no se ha modificado nada aún, lo que ha llevado al Presidente Cubano Miguel Díaz-Canel, a endurecer su discurso antiamericano. Por supuesto que un bloqueo puede ser superado modificando las políticas públicas de un gobierno en favor de sus ciudadanos.

Las protestas del pasado domingo en la Isla han sido las más numerosas de las últimas décadas y lanzan un grito al mundo por la libertad y el deseo de dejar a un lado la dictadura.

El caso cubano es una negociación o un cabildeo político más que pone en la mesa los siguientes elementos.

Actores: Estados Unidos y Cuba.

Red Temática: La integran con sus declaraciones un gran número de personajes, asociaciones y organizaciones como la ONU, que pide se levante el embargo. Presidentes, ministros y líderes mundiales cierran la lista.

Aliados: Los países amigos tanto de USA como de los cubanos que ya empezaron a expresar sus apoyos.

Coaliciones: Los países con sistema político capitalista y los del corte socialista.

Triángulo de Hierro de Eclo:

Entidad proponente que desea un cambio: el pueblo cubano.
Entidad revisora del caso: El G7, la ONU, la Comisión Internacional de los DerechosHumanos, el congreso americano y tal vez la Unión Europea. Así como el gobierno ruso, aliado importante de Cuba.
Entidad que aprobaría el cambio: El propio pueblo cubano que desea otro tipo de gobierno que le proporcione más satisfactores.

Los argumentos:

El pueblo cubano: “¿hasta cuándo vamos a soportar una dictadura que no nos da beneficios?”.

El gobierno cubano encabezado por Miguel Díaz-Canel: “Los americanos impulsan una política de asfixia económica para provocar estallidos sociales en Cuba”.

Joe Biden Presidente de USA: “Apoyamos el clamor por la libertad en Cuba y reclamamos a su gobierno que escuche a su pueblo y atienda sus necesidades en este momento vital en lugar de enriquecerse”,

Una de las premisas básicas en una negociación tiene como fin que ambas partes negociadoras lleguen a un acuerdo GANAR- GANAR, situación que nos lleva a concluir que para este viejo caso geopolítico, se requiere un negociador neutral que ponga orden y que cierre este capítulo para beneficio del pueblo cubano que en cada testimonio que se ha recogido en estos días se percibe un denominador común: que los problemas internos cesen así como las represiones a sus manifestaciones.

Nos encontraremos más adelante.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Artículos Premium

Artículos Premium

Más de Merca2.0

Artículos relacionados