Elon Musk es uno de los fieles creyentes de que la inteligencia artificial es el siguiente paso en el ser humano.

La visión de Musk no es robotizar al ser humano sino hacerlo precisamente inmune al avance de la inteligencia artificial.

La idea de Neuralink nació en 2016 y desde entonces es uno de los proyectos más esperados a nivel mundial.

Elon Musk es uno de los grandes personajes cuando se habla de ciencia y tecnología. Este magnate está llevando más allá muchos de los conceptos que antes podían verse como mera fantasía. Musk desea colonizar Marte, fabrica coches eléctricos y construye túneles para evitar el tráfico. A ello se le suma un proyecto el cual ambiciona desde hace varios años: Neuralink, que no es otra cosa que la implantación de un chip o microcomputadora en el cerebro humano.

Musk asegura que en un futuro la inteligencia artificial nos hará irrelevantes y de ahí parte la necesidad de que máquinas y humanos estén alineados en un mismo canal. Según un tuit en su cuenta de Twitter, será el 28 de agosto cuando ofrezca adelantos firmes de lo que pretende con este proyecto. Sobre todo se espera que pueda dar muestras de cómo serían estos implantes y la manera en que funcionarían.

Neuralink tiene sus raíces en 2016. Su objetivo es que los humanos asimilen la inteligencia artificial como un proceso natural que le permita ser una especie vigente en el mundo, pues desde su visión la inteligencia artificial es el futuro de la humanidad.

Según la visión de este magnate y empresario es que el ser humano esté conectado a una computadora externa con la cual podrá estar en contacto de manera permanente para enviar y recibir toda clase de información. La visión de Musk no es robotizar al ser humano sino hacerlo precisamente inmune al avance de la inteligencia artificial.

Elon Musk, empresario de origen sudafricano y cofundador de PayPal, Tesla Motors, SpaceX, Hyperloop, SolarCity y Neuralink, ha mencionado en varias ocasiones que el objetivo inicial de lo que desea hacer es entender y tratar las lesiones y trastornos cerebrales. Por ejemplo, esta tecnología tendría la capacidad de prevenir enfermedades como la epilepsia o reparar los daños por accidente cerebrovascular e incluso ayudar a los ancianos con problemas de memoria.

elon musk

Sin embargo, el potencial de su tecnología puede tener alcances asombrosos como el hecho que ya hemos explicado: hacer que el cerebro humano conviva de manera natural con una interfaz externa con la que pueda estar en contacto.

Relacionadas:

Inteligencia artificial, ingrediente esencial del marketing de hoy

  • ¿Cómo funcionaría Neuralink?

Recuerda que nuestro cerebro funciona con base en una inmensa red de neuronas que se comunican por medio de neurotransmisores; los puntos de conexión son conocidos como sinapsis. Todo ello funciona con pequeñas descargas eléctricas naturales que nos proveen de todo lo que sentimos.

La tecnología de Neuralink insertaría, con ayuda de robots, pequeños hilos de electrodos minúsculos que detectan y registran la actividad cerebral para estimular las neuronas en diversas áreas.

En su columna del diario El Financiero, Javier Murillo dice respecto a los planes del empresario: “Con nuestra dependencia masiva a los teléfonos celulares y computadoras personales, la única diferencia entre el estado actual y uno con simbiosis con IA es que la velocidad de datos entre nosotros y la electrónica en este momento es muy lenta”.

“Al aumentar la capacidad intelectual, la interfaz en nuestro cerebro podría permitir a los usuarios un crecimiento sustancial de la productividad. No descarte la posibilidad de que esta tecnología futura pueda hacer que la comunicación verbal sea obsoleta, dando un plazo de tiempo prospectivo de cinco a diez años”.

Sin embargo, el propio Elon Musk siempre se ha mantenido cauto en cuanto a las posibilidades de su proyecto: “Primero necesitamos que sea supersegura y fácil de usar y luego determinar la mayor utilidad frente al riesgo. Desde el trabajo inicial hasta la producción e implementación en volumen queda un largo camino”.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299