El reacomodo del mercado de gimnasios en México

En México se ha dado un reacomodo del mercado de cadenas de gimnasios resultado de una maduración de mercado, aparición de competidores y de un nuevo esquema de necesidades de la gente. En esta nota les platico como se han acomodado los jugadores y reajustado precios.


Un poco de historia

El mercado de gimnasios en México, y en especial me enfocaré al de la zona metropolitana del Valle de México, empezó a configurarse por ahí de 1995 cuando apareció la primer sucursal de Sport City, en la zona de San Antonio en el Distrito Federal. Radicalmente rompió con el esquema de gimnasios de barrio que existían en ese momento, básicamente pequeños gimnasios sin gran infraestructura y un oferta de servicios poco ambiciosa.
Sport City apareció con una oferta sorpresiva de instalaciones grandes, de primera calidad, con pisos de gimnasio, canchas de raqueta, alberca, clases y servicios como spa, servicio médico, nutrición, cafetería, etc. que no se parecía nada a lo que el mercado conocía. Evidentemente el costo de membresía y mensualidad era caro, acorde a lo que ofrecían, un servicio premium.

Así fue creciendo Sport City hasta llegar al día a cerca de 40 clubes en el país, posicionado en un segmento de nivel socioeconómico medio alto y alto. Al poco tiempo apareció la cadena Sports World con una oferta prácticamente igual Sport City, ambos cobrando mensualidades en rangos de $2,200 a $2,700 aprovechando un mercado en pleno crecimiento y compitiendo con una oferta poco desarrollada en ese momento. Así también Sports World creció y tiene al día de hoy cerca de 45 clubes y poco más de 50,000 clientes. Podemos decir que el mercado estaba dividido en 2 segmentos: las cadenas de alto costo para quien podía pagarlo y un segmento enorme de gimnasios pequeños, muy fragmentado, con precios muy accesibles pero con servicios básicos.

GYM 1

En los últimos 8 años el fitness empezó a crecer y muchos emprendedores se les antojo el jugoso negocio, por lo cual empezaron a aparecer nuevas cadenas de gimnasios y de manera natural resultó en el surgimiento de nuevos segmentos y el reacomodo de los jugadores.
Los jugadores y el mercado
Hoy en día hay 3 grupos de gimnasios en el Valle de México. El primero son las cadenas premium de alto costo y marcas muy bien posicionadas, con un tinte aspiracional y de status muy arraigado, estos son Sports World y Sport City. Como les decía cobran mensualidades de $2,200 para arriba en precio regular.

Con el tiempo apareció un segundo segmento, que son los gimnasios con una oferta muy similar a las grandes cadenas, pero que decidieron como buenos seguidores (ya que llegaron después al mercado) competir a base de precio. Estos gimnasios manejan instalaciones muy buenas y un servicio igual a Sport City y Sports World. Estos gimnasios cobran mensualidades de $1000 a $1,500 pesos comúnmente, y algunos ejemplos de marcas son: Energy Fitness, Sportium, C+ Club, Go Fitness, entre otros.

Y finalmente está un tercer segmento que es el de gimnasios de bajo costo, donde la oferta de servicios es mucho más acotada, instalaciones de calidad y muy buena imagen pero más pequeños, principalmente enfocado a piso de gimnasio y equipo cardio como caminadoras y bicicletas. No ofrece más servicios y a veces la gente debe esperar para usar el equipo. Estos gimnasios pueden estar cobrando mensualidades de $500 pesos. Está enfocado a la gente que quiere ir a ejercitarse, normalmente jóvenes, que tiene poco tiempo y no quiere pagar mucho. El jugador más importante de este segmento por mucho es Smart Fit, cadena propiedad de Grupo Martí en sociedad con la cadena brasileña BioRitmo. Adicionalmente encontramos a franquicias como Any Time Fitness, Bonga Gym, Snap Fitness, etc.
GYM 2

La guerra de los segmentos
La realidad es que en el primer segmento de cadenas premium y el segundo segmento de gimnasios medios, la oferta de servicio es prácticamente igual, lo que ha generado un importante movimiento en el mercado.
La gente que va a Sport City o Sports World, recibe prácticamente el mismo servicio que en Energy Fitness, pero pagando $1,000 pesos mas!!! Me refiero a que ya no existe una diferenciación en servicio pero si en precio, entonces la gente se está yendo de las cadenas premium a gimnasios como Sportium, Energy, C+; para qué pagar mas si reciben lo mismo. Las instalaciones de los gimnasios de ambos segmentos son muy parecidas y el servicio de instructores, es idéntico.
El descuido de las grandes cadenas es que no pusieron atención a la competencia y ya no se diferencian de ellos. El tercer segmento de gimnasios de bajo costo, no compite contra estos 2 segmentos y va navegando de momento solo.
GYM 2

Los movimientos del mercado medio y alto
Ante esta situación se está dando un reacomodo, donde Sport City empieza a reducir costos, eliminar algunos servicios y parece que se va a mover al segmento medio a competir por precio y pelear de frente con marcas como las mencionadas, Sportium, Energy, etc. Sports World pinta para quedarse como el único jugador del segmento premium, manteniendo sus precios pero mejorando su servicio, para justificar su costo, jerarquía y retener a la gente.

Los gimnasios del segmento medio deberán prepararse para trabajar en el servicio que sus instructores y personal dan a los clientes y así lograr una diferenciación en un segmento que se pondrá al rojo vivo.
El tercer segmento seguirá creciendo basado en bajo precio y descremando el mercado, hasta que las necesidades de la gente vuelvan a cambiar.

¿El nombre del juego?
Estamos en una industria donde el eje de la mercadotecnia será en el producto, quien ofrezca el mejor servicio y se diferencie por ello será quien sobreviva. Es un reto, porque en precio se puede trabajar y se va acomodando solo, en instalaciones también se iguala, pero lo difícil es lograr que los instructores en los clubes y personal de servicio logren implementar lo que el club busca! Lo que el mercado necesita es quien lo oriente en un gimnasio y le ayude a lograr sus objetivos: de salud, de bajar de peso, de fortalecimiento o bien mejorar su rendimiento deportivo, en eso los gimnasios deben de llevar al cliente de la mano para lograrlo.

En México, el mercado de fitness, que incluye los ingresos generados por clubes deportivos, genera ventas anuales por $1,500 millones de dólares y se compone de 2 millones 700,000 socios, lo que significa una penetración de apenas 2.2% de la población total, según la Asociación Internacional de Salud, Raqueta y Clubes Deportivos (IHRSA por sus siglas en inglés: International Health Racquet & Sportsclub Association)

Compartir
Artículo anteriorMéxico es un país “mal asegurado”
Artículo siguienteLo que el Huracán Patricia nos enseñó
Mercadólogo deportivo especialista en diseño de programas de lealtad para equipos de futbol y desarrollo de afición. Actualmente opera el proyecto Vivo Deporte en radio y plataformas digitales, donde se da información de consejos y orientación al deportista recreativo que quiere practicar de mejor manera su deporte. *Las columnas de opinión reflejan el pensar individual y gustos personales de los columnistas, los cuales no necesariamente son compartidos por el equipo Merca2.0.