Día de Muertos y Halloween, ¿sincretismo cultural o marketing ganador?

Flower and skeleton alter at Dia de los Muertos, Day of the dead.
  • Día de Muertos y Halloween son dos celebraciones distintas que convergen en ciertas temáticas y en fechas.

  • El marketing estacional tiene oportunidades en este sincretismo cultural para las marcas   

  • El cine, la literatura, la televisión y otras influencias son capaces de marcar pauta en el marketing estacional. 

Si bien el movimiento que se desarrolla en México por la la celebración del Día de Muertos se concentra en los últimos días de octubre y estrictamente los dos primeros del mes de noviembre, lo cierto es que cada vez con mayor contundencia se ha extendido esta celebración hacia una anticipación más notoria.

Si agregamos que las fechas de los Fieles Difuntos coinciden con los festejos de Halloween que permean de la cultura estadounidense y de otros países, podemos observar un sincretismo muy interesante que cada año se  vuelve una oportunidad para las marcas y las empresas y su colocación de productos, servicios y contenidos alusivos a estas fiestas.

Durante todo el mes de octubre, las tiendas se visten de colores alusivos al festejo de los muertos pero también se visten de temáticas relacionadas con el cine, literatura y leyendas de terror tanto mexicanas como de otros países, por lo que se pueden llegar a observar coloridas atmósferas en las que las penumbras y las luces de velas son más efectivas en la ambientación.

También, desde el mes de julio se podía comprar un pan de muerto en diferentes panaderías de la Ciudad de México, y para el mes de agosto, las tiendas departamentales y de autoservicio colocaban en sus aparadores los productos de decoración que se relacionan tanto con la fiesta mexicana como con la extranjera.

Son oportunidades de marketing estacional que muchas marcas saben aprovechar de la manera adecuada, aunque para algunos puede llegar a ser excesiva la anticipación, la cual nunca ofreció precios razonables en algunos casos.

Por ejemplo, un pan de muerto de las mismas dimensiones y gramaje que un bizcocho convencional, alcanza el precio de 18 pesos en la pastelería Madrid de la Ciudad de México, el precio de un pan similar, pero sin la temática alusiva a las fiestas de la temporada, cuesta menos de 10 pesos. Se trata de sólo de un ejemplo nimio que puede dar idea de lo que se debe y no se debe hacer en acciones de marketing estacional.

Por otro lado, las fiestas de Muertos en el país dejarían una derrama de 1 mil 899 millones de pesos entre el viernes 1 y domingo 3 de noviembre de este año, sólo por concepto de hospedaje, según afirmó el secretario de turismo federal, Miguel Torruco, lo que representa un 64 por ciento de la capacidad hotelera total del país.

La imagen del Día de Muertos  ente las audiencias se amplía a través de la organización de eventos públicos, como el Desfile que se espera para este sábado 26 de octubre, el cual recorrerá calles del centro de la capital mexicana y que se inspira en la película Spectre, de la saga de James Bond.

 

 

loading...