DC se queda sin superhéroes, primero fue Superman, ahora Batman rompe relación con Ben Affleck

La recaída con el alcohol, generó que DC decidiera separar a Ben Affleck del personaje de Batman, una situación que deja mal parados tanto a la productora como al actor

Imagen de Bigstock

Derivado de un supuesto contratiempo entre Warner Bros y Henry Cavill en el que la productora quería involucrar al actor en un cameo de Shazam, al cual se negó Cavill y que le costó el personaje de Superman; el Universo Extendido de DC sufría una baja considerable.

A pesar de que, según diversos de prensa, no se tenía preparada ni en trabajo una nueva película del ‘Hombre de Acero’, la conversación logró un alto nivel de exposición en redes sociales.

A este contratiempo se le une el hecho de que Ben Affleck también saldrá de las filas de DC Extender Universe, debido a la recaída con el alcohol que registró el actor, según un artículo de The Hollywood Reporter. El reporte también menciona que “mientras Affleck y Cavill, están fuera de las producciones, otros integrantes de La Liga de la Justicia, como Gal Gadot y Jason Momoa, siguen adelante con sus planes.

Datos de Box Office Mojo refieren que la cinta Batman vs Superman dejó ganancias por 873.26 millones de dólares; no obstante, no se trata del filme que registró mejores dividendos, The Dark Knight Rises (2012, Christian Bale) acumuló poco más de mil 84 millones de dólares.

A pesar de estas bajas, indican múltiples reportes de prensa, el cine live-action de DC no está del todo perdido, pues al estreno de Aquaman así como el rodaje de Wonder Woman 1984, se debe sumarse la llegada de Shazam a la pantalla grande.

Sin embargo, también sostienen que, una vez concluido esta temporada de vigencia, se vendrá el verdadero problema.

En tanto, el branding personal de Affleck queda impactado de forma negativa, pues su salida del personaje está asociada a un problema de adicción; algo que resulta complicado de poder superar y de recuperar la credibilidad de los espectadores, y por ende de las casas productoras.