Cuando actores, directores y música se juntan en la publicidad

México, D.F.- Esos guiños de la publicidad a sus posibles consumidores de marca, se vuelven sublimes cuando se conjuntan en un mismo spot, un actor memorable, un genio de la cinematografía y una icónica pieza musical. El resultado: una comercial irresistible. Algunas firmas de moda convocan a estos tres elementos para dar un vuelco a sus campañas de marketing que, bien ejecutados, pueden representar el éxito comercial.

Blue Chanel

Para ser la imagen de su fragancia Blue, la prestigiosa firma recurrió al actor y modelo francés Gaspard Ulliel, celebre por su reciente actuación en la cinta Saint Laurent, donde da vida al afamado diseñador. Bajo la dirección del ganador del premio Oscar, Martin Scorsese, el personaje principal huye de los periodistas mientras escuchamos She Said Yeah de los míticos  Rolling Stones. Los tonos de la imagen, la escenografía y los ojos del actor, remiten de forma directa al nombre del producto.

Miss Dior

La actriz ganadora del Oscar, Natalie Portman es la imagen de Miss Dior de la firma francesa. Para la promoción de esta fragancia se convocó al director Anton Corbijn quien es celebre por la realización de videos musicales de bandas como Depeche Mode, Joy División y U2.  Janis Joplin dan vida y coherencia a este comercial con una de sus piezas más famosas Piece of my heart.

Dolce & Gabanna
Si un afamado histrión es seductor en la publicidad: imagina que resultados pueden tener dos de ellos. Nuevamente Martin Scorsese es el genio detrás de la lente, pero en esta ocasión trabajó para la firma de moda italiana Dolce&Gabbana. Al frente del elenco de este cortometraje se encuentran Scarlett Johansson y Matthew McConaughey en una historia old fashion.

 
Chanel 5
La relación de los australianos Nicole Kidman y Baz Luhrmann, actriz y director, va más allá de compartir la nacionalidad. En 2001 grabaron la cinta musical Mouline Rouge, el resultado de la dupla motivo a la marca Channel, a confiar en ellos la campaña de su fragancia más famosa. Para tal efecto Clair de Lune del músico Claude Debussy, reforzó las emotivas secuencias que conformaron el comercial.