Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

¿Crónica de una muerte anunciada?

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Aunque sé que el debate sobre si se van a acabar o no los periódicos en papel se ha vuelto reiterativo, tengo que confesarles que, no sé por qué tan intensamente, me preocupa cada vez que lo pienso.

Por Camila González
Twitter: @camilaglz

Doce razones para lectores de papel o pantalla…

Aunque sé que el debate sobre si se van a acabar o no los periódicos en papel se ha vuelto reiterativo, tengo que confesarles que, no sé por qué tan intensamente, me preocupa cada vez que lo pienso. Y la reflexión también me lleva a los libros. Al fin y al cabo uno es de alguna forma los libros que ha leído, el sonido de las páginas que ha pasado; sí, no me puedo imaginar el ritual de leer una novela, sin olerla, tal cual, sin sentir su textura y su piel.

Tampoco logro visualizar que un día quizás leamos los periódicos sin que las manos se nos pongan grises. Vale, lo acepto, estoy algo resistente a que entren en mi vida los e-books y que mi biblioteca se reduzca a una memoria USB. Sigo siendo fan de lo tangible, de que el ritual de leer sea también el del placer táctil.

Lo cierto es que la crisis de la prensa escrita en el mundo y el auge de los intercambios virtuales a todo nivel dibujan un escenario inquietante. Entre 2008 y 2010, en Estados Unidos dejaron de circular aproximadamente 166 periódicos, de acuerdo con los informes de Shaping the Future of the Newspaper (SFN) y World Association of Newspapers and News Publishers (WAN). The New York Times ya confirmó que dejará de imprimirse en papel, quizás para 2015. Y el año pasado, The Guardian anunció que supeditaba definitivamente la edición en papel frente a la digital y establecía la paulatina desaparición de la primera.

En México los periódicos siguen en pie, pero muestran una ligera caída en su actividad publicitaria; datos de IBOPE México indican que el número de inserciones publicitarias en este medio decreció 3.3% entre 2010 y 2011.

Un reciente estudio sobre la extinción de la prensa tradicional, del experto Ross Dawson dice que para 2040 ya no existirá. Este informe cuenta con una infografía sobre los países donde irá desapareciendo paulatinamente la prensa y un ideario con las razones que explican este proceso de defunción. Los impresos de Estados Unidos serán las primeras víctimas, luego los del Reino Unido, Islandia, Canadá y Noruega. La prensa española desaparecerá hacia 2024, así como la de Nueva Zelanda, República Checa y Taiwán.

Los defensores de la sobrevivencia del papel basan sus argumentos en la necesidad del objeto, de lo palpable y en que la economía de la propiedad intelectual necesitará permanecer en forma impresa. Sus detractores, aquellos que se declaran digitales hasta la médula, se apoyan por ejemplo en la practicidad y los intereses de nicho.

Seis ventajas de la prensa digital:

•    Información 360 grados. Acceso a multitud de fuentes o visiones complementarias y actualización permanente de los hechos.
•    Fácil acceso. En cualquier lugar e instante se puede tener la información en el bolsillo o en la mochila en forma de teléfono o tableta electrónica.
•    Para cada interés. Personalización de las noticias y asuntos que cada cual quiere leer; periodismo de nicho.
•    Complementos. Acceso a más imágenes, audios y videos sobre el hecho.
•    Feedback a través de los foros sobre las noticias publicadas.
•    Menores costos y cuidado de la ecología. ¡Qué vivan los árboles! (literalmente).

Seis ventajas del papel:

•    Objeto material. La costumbre o necesidad de tenerlo en la mano, de doblarlo y de sentirlo.
•    Siempre disponible, no dependen de una red, mientras las limitaciones de Internet pueden atentar contra las letras virtuales. Los asuntos referentes a las fallas de acceso a señal en ciertos lugares o la siempre existente posibilidad de daño de las tecnologías.
•    Democratización. A pesar de la creciente penetración de Internet, la plataforma y los dispositivos son aún para minorías.
•    Industria. Las rotativas y las casas editoriales son negocios que generan grandes movimientos económicos y empleos.
•    Ritual. Esta razón parece banal, pero en mi opinión, nada que derive en felicidad puede ser banal. Se trata del “placer” de tocar el papel y de hacer de la lectura un momento sublime.
•    No excluyente. La llegada de un vehículo nunca ha sacado de la cancha a otro soporte publicitario. La televisión no mató al cine y tampoco hizo desaparecer a la radio. Una cosa es una cosa y otra cosa es otra cosa.

¿Qué tal apostarle a una sana convivencia?

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Únete a la comunidad más grande marketing en español del mundo. Más de 150 mercadólogos inscritos.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados