Creatividad: 7 razones para volver a la escuela aunque ya la hayas terminado

inglés
Foto: Bigstock

Terminar tus estudios profesionales representa un objetivo fundamental para potenciar tus alcances como creativo del marketing, pero no te debes quedar ahí en cuanto a formación académica.

Es recomendable que continúes cerca de la academia y mantengas fresca tu mente para la adquisición de nuevos conocimientos, técnicas y herramientas metodológicas, existen cursos especializados, diplomados, maestrías, doctorados, especializaciones y demás figuras académicas que puedes tomar después de tus estudios profesionales.

A continuación se enumeran siete razones específicas que te pueden ayudar a convencerte de seguir estudiando para enriquecer tus alcances profesionales  y combinarlo con la experiencia profesional que seguramente ya has comenzado a acumular. Toma nota.

1. Impulsar tu creatividad
Desarrollarte en una actividad creativa remunerada puede limitarte para que tu creatividad fluya con libertad. Ello se debe a que debes ceñirte a las necesidades específicas de tu empleo, seguir indicaciones de tus superiores jerárquicos y también a lo que exigen los clientes.

Si continúas con tus estudios de manera paralela, en cambio, podrás seguir explorando tus alcances creativos con mayor libertad y ello se convertirá en un círculo virtuoso que te aportará herramientas muy útiles en tu desarrollo profesional.

2. Romper rutinas
Si te integras a una nueva actividad académica podrás, además de adquirir nuevas técnicas metodológicas, romper con la rutina que a veces puede representar tu actividad laboral cotidiana.

A veces el trabajo redunda en una agenda monótona y repetitiva, por más que ejecutes tus propias ideas para satisfacer las necesidades de tus clientes. Evita días repetitivos con tu regreso a la escuela… lograrás además que surjan nuevas ideas creativas en tu mente.

3. Encontrar nuevas oportunidades 
En la medida en que conozcas nuevas técnicas creativas, domines las últimas herramientas y aprendas nuevos caminos metodológicos, mayores serán las posibilidades de abrirte a nuevas oportunidades laborales y profesionales.

Te expondrás ante nuevos posibles clientes y tendrás oportunidad de obtener una remuneración mejor que la que tienes en la actualidad.

4. Acercarte a la especialización
No basta el trabajo arduo para lograr un buen nivel es especialización, será necesario que te integres a cursos de actualización que te permitan acercarte a temáticas en las que tal vez no pudiste profundizar en tus días de estudiante.

Vuélvete un experto, perfecciónate  en tu área creativa de especialización y desarróllate a la par de otra cualidad que tienes que saber desarrollar sí o sí:  saber un poco de todo.

5. Poyectar tus alcances profesionales
Debes estar consciente de que si cuentas con un buen nivel de formación académica ello se va a proyectar en las oportunidades laborales y profesionales que puedes alcanzar. Ello también se relaciona con la remuneración que puedes obtener por tu trabajo.

No dudes en mostrar a todos tus logros académicos, proyéctalos en tu CV y portafolio, así como también y en tus redes sociales.

6. Conocer cosas mucho más allá de tu actividad
Si te dedicas a buscar diplomados, cursos o posgrados más allá de tu área de especialización, vas a abrirte un panorama que te obligará a saber mucho más e indagar en terrenos que para ti podrían haberte parecido ajenos o lejanos.

Intégrate a nuevas tendencias y desarrolla nuevos vínculos  que se integren, más allá de tu actividad profesional, con tus emociones y  tu inteligencia.

7. Enriquecer y fomentar tu espíritu creativo
No importa en qué área de especialización del marketing o la mercadotecnia te desenvuelvas, una de las materias primas de tu actividad es la creatividad y este representa un activo que debes cuidar en todo momento.

Volver a la escuela representa la mejor inversión y la mejor manera de mantener vivo tu espíritu creativo. Encuentra el momento y no dudes en darte tiempo para retomar tu formación académica. Ten por seguro que si vuelves a estudiar, vas a atizar de nuevo esa llama creativa que te nació hace tiempo, cuando elegiste a qué dedicarte el resto de tu vida.