• Junto con Universal, también Disney lanzó antes de tiempo algunos estrenos de películas en su streaming

  • La compañía productora distribuyó Trolls World Tour en un formato digital de renta

  • Cabe decir que los ingresos totales de la cinta fueron menores a los de su predecesora, pero todos fueron íntegros a su dueña

Una de las industrias que se ha visto más beneficiada durante esta crisis sanitaria ha sido la del streaming de Video-On-Demand (VoD). No solo porque el público está recurriendo a estos canales para obtener el entretenimiento que ya no pueden sacar de actividades al aire libre. También porque muchas grandes productoras de cine decidieron realizar varios estrenos en este mercado, en lugar de postergar sus producciones. Pero la estrategia tuvo consecuencias.

Universal, de acuerdo con The Verge, generó 100 millones de dólares con el lanzamiento de Trolls World Tour directo en streaming. En las últimas tres semanas, le generó más ingresos a la compañía dentro de Estados Unidos (EEUU) de lo que su predecesora pudo durante toda su vida en taquilla. Si bien representan excelentes noticias para la productora, hay algunos que no han quedado muy felices. En concreto, las cadenas de cine están enojadas con este éxito.

También según The Verge, la cadena de cines Regal Cinemas acaba de amenazar a Universal, así como a cualquier compañía que siga sus pasos, dejar de proyectar sus películas. Según la compañía de teatros físicos, la compañía no la consultó en la decisión de no proyectar Trolls World Tour directo en streaming. Asimismo, le reclamó por no reafirmar su compromiso de volver a la “normalidad” una vez que la crisis sanitaria permita al público volver a las salas.

Cine vs streaming

No es la primera vez que hay roces entre el VoD y la industria del cine tradicional. Por ejemplo, la plataforma de streaming Netflix ha invertido mucho, incluida la compra de una sala histórica en Hollywood, para complacer a los defensores más tradicionales del mercado. También se ha planteado la exclusión de esta compañía y sus rivales de grandes eventos como los Oscar y los Golden Globes. En las últimas ediciones de las premiaciones, queda claro que hay un roce.


Notas relacionadas


Así pues, la pelea entre Universal y Regal Cinemas es solo el último capítulo en una rivalidad contra el streaming que surge tiempo atrás. Es lógico que estas cadenas de cines tradicionales se empiecen a preocupar por cómo está evolucionando el consumo de los usuarios en esta crisis sanitaria. Muchos expertos insisten que muchas de las costumbres que se han adquirido en las últimas semanas se conservarán. Algo genial para el streaming, pero no para la taquilla.

Pero es importante que las empresas de cine más tradicionales recuerden que su modelo de negocio, aunque sí depende mucho de los estrenos, no es su mayor agregado. O al menos, no debería de serlo. Lo importante es que pueden proporcionar una experiencia de consumo de cine que el streaming jamás podrá crear. En este sentido, no deberían preocuparse por estas tendencias. Y mucho menos, pelearse con los aliados más importantes que tienen ahora.

El éxito del VoD en la pandemia

De nuevo, no es sorprendente que las salas de cine tengan tanto resentimiento en contra de las plataformas de streaming. Varias de las empresas en este sector se cuentan entre las marcas beneficiadas por la enfermedad. Agentes como Netflix incluso han aprovechado la cuarentena para probar los límites de su estrategia creativa. Incluso fuera de los contenidos de video, el consumo de los recursos on-demand está en un nivel mucho más alto de lo usual.

Los cambios son mucho más notables que un par de marcas enojadas por la falta de ingresos. De acuerdo con The Motley Fool, la pandemia debería sumar 47 millones de suscripciones extra en todo el mundo. Comscore apunta que canales como la TV conectada, que tenía un avance lento pero seguro antes de la crisis, ahora está disparándose más rápido que nunca. Y en datos de MediaNova, incluso el consumo de deportes está sujeto a estas plataformas.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299