Claves para otorgar y garantizar calidad en el contenido

CM
archivo

El contenido original es una de las maneras en que las marcas y empresas pueden sobresalir y ser relevantes para el consumidor. Sin embargo, uno de los problemas que se tienen en la actualidad es el de la enorme cantidad de contenido que se está publicando, el cual origina o crea una especie de “ruido blanco” para el usuario al que va dirigido, provocando que este termine ignorándolo.

Lo anterior sucede, sobre todo, en redes sociales, donde plataformas como Facebook ya se están pronunciando para mejorar la experiencia entre los usuarios. La única certificación que tienen los especialistas en mercadotecnia basada en contenidos es que deben crear material de alta calidad, que sea extremadamente relevante y que le otorgue valor al consumidor. Mientras más le sirva al mismo, más buscará y compartirá este contenido.

Smart Insights indica que al menos 30 por ciento de los profesionales de mercadotecnia consideran a la mercadotecnia de contenidos como la estrategia más efectiva que se puede utilizar. Según una encuesta de HubSpot, el 53 por ciento de los especialistas dicen que el contenido en blogs se convirtió en una de sus principales prioridades. Finalmente, el Content Marketing Institute reveló que esta pauta se ha convertido en una táctica casi universal, con casi 90 por ciento de empresas B2B que lo emplearon en 2017.

De esta forma, si lo que buscas es mejorar tu participación con el usuario, exponer y tener mayor contenido es una necesidad que se debe contemplar a futuro. Sin embargo, como cualquier otra situación, la atención se debe centrar en la calidad.

Para esto, hay una lista de verificación simple que puede servir como guía para garantizar que la calidad del contenido sea alta, enfocada en la audiencia correcta y que se lance en la etapa correcta del viaje del cliente, todo por un proceso de revisión de contenido. Esto puede ser eficaz para que las personas que conocen el tema le agreguen valor.

Social Media today nos dice los puntos que se deben revisar:

  • El contenido debe atender las necesidades específicas de la audiencia, o en su defecto, pensar que es para una persona en particular.
  • Debe contar una buena historia, que se conecte emocionalmente con el usuario.
  • Verificar que sea lanzando en un contexto adecuado, momento o situación en particular.
  • Comprobar que su argumento sea coherente y sobre todo, verídico.