Luego del bloque a Huawei en China y de que Facebook anunciara que dejará de reinstalar sus aplicaciones en los dispositivos del fabricante de smartphones, el gobierno chino amenazó a grande firmas tecnológicas como Samsung o Microsoft con represalias si deciden interrumpir sus ventas en aquel país.

Así lo reportaron diversos medios estadounidenses este sábado, al informar sobre una reunión del gobierno oriental con las importantes firmas de tecnología después de que el presidente Donald Trump colocó al gigante chino de telecomunicaciones Huawei en una lista negra que le impide acceder a ese mercado.

Reunión de advertencia

De esta manera, tal y como indican desde The New York Times, durante la última semana, el gobierno chino reunió a ejecutivos de las marcas norteamericanas como Dell y Microsoft así como de la surcoreana Samsung, entre otros, para advertirles que cualquier reducción de sus operaciones en China generará represalias.

De acuerdo con el medio, a las firmas estadounidenses se les dijo que “la determinación de Trump de privar a las compañías chinas de tecnología estadounidense ha trastocado la cadena mundial de suministros y que las empresas que sigan esa política podrían enfrentar permanentes consecuencias”.

EN cuanto a las empresas con sede fuera de Estados Unidos se le dijo que no serían penalizadas mientras mientras mantengan sus negocios normalmente, según el diario.

Los costos de la guerra comercial

La guerra comercial entre Estados Unidos y China ha dejado varios ganadores así como perdedores a su paso.

La advertencia del mercado chino es particularmente interesante si consideramos que en este juego Samsung ha resultado ser uno de los grandes ganadores.

Las conclusiones de un reciente estudio firmado por IO Investigación indican que mientras las ventas de Huawei se desplomaron en un 53 por ciento dentro del mercado español, Samsung vio favorecidas sus ventas hasta en un 38 por ciento.

Para ser precisos, durante la última semana el fabricante chino vendió 20 mil 543 terminales, cifra evidentemente menor frente a los 43 mil 757 dispositivos acomodados en los siete días previos a la crisis, esto sin considerar las ventas online ni las tiendas propias de cada fabricante.

Por su parte, la firma coreana consiguió colocar 52 mil 979 unidades durante la última semana en las tiendas de operadores españoles.

Hasta el momento Samsung se ha mantenido, en gran medida, al margen de la situación; sin embargo, es posible que veamos una campaña promocional mucho más agresiva que busque capitalizar el momento.

loading...