Cannabis marketing, se va a poner muy bueno

Hoy el gobierno mexicano lanzó oficialmente la campaña contra adiciones “Juntos por la Paz”. Qué coincidencia que la ligaron directamente con la guerra del narcotráfico. Que consiste en lanzar una estrategia de comunicación nacional masiva para jóvenes y niños entre 5 y 21 años -Los que hoy llamamos centennials y generación Neo-.

La campaña tiene tres ejes principales: Escuchémonos, dialoguemos y cuidémonos. Lo que me llamó la atención es el enfoque psicológico del contenido de los mensajes centrales que ayudan a apuntalar la autoestima de los niños y jóvenes, como por ejemplo copys como: “Tú no te debes de sentir menos persona porque no tienes un coche de lujo, tienes otras cosas como un mamá que te quiere, un papá que te ama mucho y tus amigos que te aceptan tal y cómo eres.”

Dicho por el mismo AndresManuelovich hoy en una su conferencia mañanera número 150 de su joven gobierno. Qué mensajes tan potentes para la comunicación a niños, jóvenes y universitarios desde un gobierno que es menos ingenuo de lo que parece. Algo en la comunicación institucional que nunca he visto en en la historia moderna de México ni en países de LATAM. ¡Pum! Nos llegó de madrazo la posmodernidad, como les dije y les he advertido mucho en este espacio. No digan que no les dije. El mundo ya cambio y se vienen debates de pensamiento social muy poderosos.

OK. Con su campaña emocional, emotiva y hasta con un toque espiritual religioso para los niños y jóvenes. Llévela, buena idea, pero ¿Qué pasa con los niños pacientes enfermos de epilepsia, con dolores crónicos, insomnio y trastornos del sueño? ¿Qué no merecen medicina magistral -medicina hecha a la medida del paciente- cannabis para tener una mejor calidad de vida? ¿Por qué un paciente anciano o un niño enfermo de Parkinson tienen que seguir pagando cinco veces el valor del precio de su cannabis medicinal en el mercado negro mexicano? ¿No que ya habíamos cambiado? Pues que el cambio se an serio.

Vivimos en un país donde mueren violentamente cerca de 500 personas al día por violencia del narcotráfico, 25 mil muertos al año que tienen familias, hijos y amigos que los quieren. Pero, por otra parte existen, según datos que yo también tengo, 39.2 millones de niños y niñas con enfermedades consideradas graves en 2019, ¿Y cuántos de este universo de niños necesitan una prescripción con rigor de cannbis medicinal? Seguro muchos.

Existen payasos que están detrás de farmacéuticas de cannabis como Vicente Fox, con intereses económicos para impulsar la cannabis medicinal pero también recreativa. Hay de todo, pero también existen compañías con trayectoria científica y seriedad, con presencia en todo el mundo occidental como Aurora, INC -De Canadá-, Canopy Growth -Canadá- y Tilray -Canadá- y mexicanas como Farmacias Magistrales o CBD Life, que quieren invertir dinero en México y defender la calidad de vida del paciente enfermo que necesita tratamientos modernos para aletargar su dolor o padecimiento.

La cancha está lista para este nuevo debate ideológico, posmoderno y universal. ¿Quién la va a entra a esta nueva forma de comunicar mensajes de esta nuevo mundo y nuevo orden?

Compartir
Artículo anteriorAhora es el turno del Tour de Francia, evento deportivo y poderoso medio publicitario
Artículo siguienteEl dolor y la gloria de mercadear el cine de arte
Comunicador de la Universidad Iberoamericana y maestro en Producción Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid. Consultor y conferencista especializado en estrategias de comunicación, relaciones públicas y mercadotecnia. Académico con más de 6 años de experiencia en diferentes universidades. Fundó su agencia hace más de 10 años de la nada -InTrend, the Next Marketing-. Ha asesorado a marcas como adidas, El Palacio de Hierro, Mastercard, Don Julio -Diageo-, Kantar Worldpanel, Kantar TNS, Kantar Millward Brown, Expo China México, (Bodegas La Negrita) BLN, Royal DSM (Ciencia y nutrición) y La Europea, entre otras. Miembro de diferentes consejos consultivos editoriales y empresariales. Inquieto, disruptivo y apasionado. Ha sido de todo. Sin miedo a siempre volver a empezar. Twitter @pacosantamaria Instagram @pacosantam