Blanco sobre blanco o la soberbia de un creativo

La semana pasada escuché una conversación que me detonó muchas emociones encontradas, historias pasadas y presentes. Es como un grito a retomar la creatividad, sintética, comunicadora y efectiva. Diego Gonzáles, en Twitter @Diegoelbatoglez, publicó la siguiente foto y el siguiente argumento:

paco

Y ahora:

– estás seguro de que sí se lee?

– seguro!

– blanco sobre blanco?

– seguro!

– pero…

-seguro!

-hummm

¿Por qué suceden estas pifias creativas en las campañas?

Suceden por muchas causas y efectos. En donde están involucrados las agencias, los creativos y los clientes:

Por miopía de taller. Viajan, vienen y van tantas órdenes de trabajo que tanto creativos, clientes y ejecutivos de cuenta, pierden el control de cada arte y dejan de percibir detalles muy sencillos, pero no por ello, muy claves para que cada pieza comunique los mensajes directos determinantes y realmente importantes. Entre menos ODT´s de trabajo, existen menos probabilidades de caer en errores de miopía. Por lo mismo es muy importante tener claro desde un principio qué se quiere decir, cómo y de qué forma. No es lo mismo un arte en cartelera que en una revista que en un celular y esta congruencia se pasa por alto y es devorada por la prisa, el tiempo, los presupuestos y la comunicación entre los equipos.

La soberbia del creativo. Dicen que los creativos somos muy soberbios y es verdad. Anteponemos el gusto personal y el ego muchas veces antes que las necesidades de los clientes y la marca. Dejemos ya ese “Bullshit” atrás, sacudámonos ya el Bluff marketing y pensemos en lo factible, lo elemental, el sentido común. En cuidar los intereses de nuestros cliente. La soberbia es el enemigo de la creatividad y de las ideas exitosas.

Blanco sobre blanco jamás comunicará. Existe una ley fundamental de la semiótica que dice grita que un contenido en blanco o su sustancia sobre un fondo blanco será incapaz de comunicar un mensaje. Es una ley tan segura como física y fisiológica. Algunos le llaman el fundamento camuflaje. En un sentido inverso, si quieres perder el contenido blanco de un mensaje, colócalo en un fondo blanco y nadie lo notará. Tanto en un discurso, en un video o en una estrategia de comunicación. La vida está llena de contrastes y esto es lo que explota mejor con los clientes y entre nosotros mismos.

Compartir
Artículo anterior¿Por qué apostar por las mujeres en los puestos de alto rango?
Artículo siguienteFactores clave en shopper marketing
Comunicador de la Universidad Iberoamericana y maestro en Producción Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid. Consultor y conferencista especializado en estrategias de comunicación, relaciones públicas y mercadotecnia. Académico con más de 6 años de experiencia en diferentes universidades. Fundó su agencia hace más de 10 años de la nada -InTrend, the Next Marketing-. Ha asesorado a marcas como adidas, El Palacio de Hierro, Mastercard, Don Julio -Diageo-, Kantar Worldpanel, Kantar TNS, Kantar Millward Brown, Expo China México, (Bodegas La Negrita) BLN, Royal DSM (Ciencia y nutrición) y La Europea, entre otras. Miembro de diferentes consejos consultivos editoriales y empresariales. Inquieto, disruptivo y apasionado. Ha sido de todo. Sin miedo a siempre volver a empezar. Twitter @pacosantamaria Instagram @pacosantam