Apple ataca a Samsung en su nuevo spot

Internacional.- Con la rápida evolución tecnológica, las marcas tienden a mejorar sus productos y servicios para ser más competitivos antes sus adversarios, pues los consumidores están divididos de acuerdo con sus necesidades e intereses. En la nueva publicidad de Apple, se hace referencia a las ventajas del iPhone sobre los demás smartphones.

Notas relacionadas:
Samsung lo hace de nuevo y ataca a Apple en sus anuncios
Se filtran rumores sobre las especificaciones del Samsung Galaxy Note 5
Samsung en problemas por aplicaciones preinstaladas

Existe una vieja regla en publicidad (no escrita) en la que se establece que una empresa líder no debe hacer referencia al nombre de su competidor; es por eso que no se ha visto que McDonald’s se refiera a Burger King, o Coca Cola mencione a Pepsi, por ejemplo.

Sin embargo, sí hay una batalla entre marcas, en las que hacen alusión a su competencia sin decir jamás su nombre. En el caso de Apple, líder en el mercado de gama alta de smartphones, normalmente enfoca su publicidad a destacar las características de sus productos, aunque en esta ocasión sí ataca abiertamente a los teléfonos de Android, principalmente a Samsung, pues la marca surcoreana a menudo utiliza esta estrategia contra iPhone.

En los nuevos spots de Apple se entiende claramente que por esta vez, no fue tan sutil al promocionar sus productos.

El primer anuncio Hardaware y Software, se describe la forma en la que ambos trabajan juntos como si fueran uno mismo para mejorar la experiencia del usuario. Lo que da a entender que aunque el diseño de los Galaxy sea similar, simplemente no es un iPhone, aunque jamás se mencione.

En el siguiente comercial llamado Loved, explica que el 99 por ciento de los usuarios de iPhone aman lo aman. Con el que se pretenden posicionar a la marca en la mente del consumidor para el lanzamiento del iPhone 6s.

Ambos anuncios pretenden demostrar la calidad del producto, al atacar indirectamente a la competencia, pues como Samsung lo ha hecho anteriormente, se podría decir que es una guerra declarada.