Los problemas para Alsea se mantienen. Aún cuando muchas de las marcas que maneja la empresa han comenzado a operar en diversos mercados, la realidad es que la firma saldrá especialmente golpeada de la crisis.

Cuando menos así lo dejaron ver las recientes declaraciones de su presidente Alberto Torrado, quien en una conferencia con analistas indicó que algunos de sus restaurantes cerrarán de manera permanente a consecuencia de la crisis que dejó para el sector la emergencia sanitaria.

Bajarán cortinillas de manera definitiva

El presidente de la compañía detalló que al menos 20 de sus restaurantes no regresarán a operar luego de que termine la emergencia sanitaria.

“No nos distraemos operando restaurantes que hemos tratado de arreglar en el pasado y no hemos podido hacer”, indicó Torrado al mismo tiempo que destacó “tenemos algunas marcas en Europa que queríamos sacar de la cartera como Wagamama, que no tenemos y esa es realmente la única marca que estamos viendo en este momento”.

El el mercado mexicano, esta declaración podría acelerar la desaparición de la marca El Portón, misma que durante el año pasado comenzó una prueba piloto en la que Alsea comenzó a cambiar algunas unidades de esta firma por un nuevo concepto llamado Corazón de Barro, el cual presentaba un volumen hasta 2.5 veces mejor frente a El Portón.

Este movimiento se realizó luego de Alsea reconociera que El Portón no estaba entregando los resultados esperados.

Cabe mencionar que al cierre de marzo pasado, la empresa aún contaba en su cartera con 46 restaurantes El Portón, y sólo tres Corazón de Barro, con lo que con el cierre definitivo de algunos e sus restaurantes una de las marcas afectadas odiaría ser El Portón.

Alsea destacó que espera desinversiones en Europa con lo qu su estrategia se centrará en franquicias que están demostrando ser rentables como Starbucks, Domino’s Pizza y Vips.

El sinsabor de Alsea

Lo anunciado por Alsea es previsible si se considera que las medidas de confinamiento y aislamiento pegaron de manera especial a sus ingresos dentro y fuera del mercado mexicano.

De acuerdo con el reporte financiero del primer trimestre entregado a la Bolsa Mexicana de Valores, la operadora de marcas como Starbucks, Burger King, Domino’s Pizza y Vips indicó que entre enero y marzo, registró una caída en la utilidad neta cercana al 358 por ciento, lo que supuso una pérdida de 390 millones de pesos.

De manera puntual, Alsea destacó que las ventas netas registraron un desplome de 11.5 por ciento durante los tres primeros meses del año con un total de 12 mil 85 pesos. como consecuencia del cierre de muchas de sus tiendas así como las medidas tomadas por el consumidor ante la emergencia de salud.

Estas cifras representan un histórico para la firma con más de 30 años de historia, misma que en un sólo mes vio caer los avances registrados entre enero y febrero pasados.

“Para dar una idea del impacto sin precedente en las ventas, de enero a febrero en México estaban ligeramente por encima del año anterior; en marzo estaban un 18.5 por ciento por debajo del año anterior; y durante el mes de abril un 67 por ciento por debajo. Para Europa, las ventas en marzo estaban 54 por ciento por debajo del año anterior y para abril, 94 por ciento por debajo del mismo mes en el año anterior. En Sudamérica experimentamos las mismas tendencias. Dado que tuvimos dos buenos meses en el primer trimestre y para el segundo trimestre en abril las ventas fueron mínimas y la reapertura de tiendas será gradual en mayo y junio, pronosticamos que el segundo trimestre será materialmente peor que el primero”, detalló la compañía.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299