7 códigos de poder para mujeres exitosas

En el ámbito profesional proyectar una imagen femenina de autoridad y liderazgo requiere de ciertos factores que se construyen empezando por tu apariencia para influir de manera positiva en la impresión hacia los demás.

Cada vez es más común ver a las mujeres ocupando puestos importantes en el mundo laboral, y tanto para ellas como para los hombres no basta con tener las habilidades o el conocimiento para ser un líder, sino también proyectarlo.

Una encuesta realizada por la empresa Vente Privee, revela que el 90 por ciento de las personas encuestadas afirma que la ropa influye en la propia percepción de la profesionalidad y una buena imagen ayuda a progresar laboralmente.

Además, en una investigación de Darlene Prince, CEO de Well Said, Inc., la apariencia influye fuertemente en la impresión de otras personas sobre su éxito financiero, autoridad, confiabilidad, inteligencia e idoneidad para contratar o ascender.

Para la profesora de la Universidad de Chicago, Jaclyn Wong, otro aspecto que tiene gran influencia en la imagen de una profesionista son las características atractivas que posee, las cuales divide en dos grupos: “con las que se nacen (características simétricas, altura) y en las que se trabajan (aseo, maquillaje, selección de vestuario), siendo ésta última la que marca la diferencia más grande”.

Para que logres proyectar mayor autoridad y liderazgo en el mundo laboral te comparto una de las mejores herramientas de la imagen profesional: los códigos de poder.

Talla: no uses nada que te quede demasiado ajustado ni holgado, el utilizar la talla correcta te hará ver más profesional y arreglada.

Estructura de prendas: elige prendas con líneas rectas como las de sastrería, de esta forma proyectarás seriedad, formalidad y autoridad.

Color: para proyectar poder y autoridad elige los colores oscuros y saturados en tus prendas, los de mayor poder son el negro (mayor autoridad), gris Oxford (formalidad y profesionalismo) y el azul marino (confianza y accesibilidad).

Maquillaje y peinado: según la Dra. Tara Well, profesora de psicología en Barnard College de la Universidad de Columbia, “podemos hacer la inferencia en que si una mujer usa algo de maquillaje y cuida su imagen, cuidará a otras personas, proyectos, etc.; sin embargo, no usarlo puede indicar un abandono personal y laboral, y el exceso de maquillaje puede tener un impacto negativo en las relaciones laborales”. Por ello un maquillaje y peinados discretos siempre serán la mejor opción.

Accesorios: lo importante es que sean complemento a tu imagen y no protagonistas, elígelos de acuerdo con tu escala, si eres una mujer petit tus accesorios deberán ser pequeños, si eres de una escala mayor estos deberán ser más grandes.

null

null

Zapatos: son un símbolo de poder y estatus, por lo tanto, invierte en aquellos que sean de calidad y tengan un detalle que aporten modernidad a tu estilo.

Diferenciador: busca algo que te identifique y sea parte de tu marca personal, puede ser un outfit completo o un detalle en tu vestimenta. Por ejemplo, Angela Merkel, la canciller de Alemania, ha optado por usar siempre la misma chaqueta en distintos colores y pantalón negro, así su vestimenta no logra ser el protagonista sino sus logros en materia política.

null

null

Recuerda que tu imagen es una herramienta para mostrar la mejor versión de ti misma, ¡úsala a tu favor y proyéctate más poderosa!