x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

4 lecciones sobre las relaciones que siguen vigentes un siglo después

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
¿Te cuesta trabajo hacer amigos? O, ¿los haces sin querer queriendo?, ¿tienes el poder de influir sobre las personas?, ¿lo haces de forma consciente?

Después de varios años de pausar la lectura, al fin estoy agarrando ritmo de nuevo (con dos princesas traviesas es difícil) y una de mis últimas lecturas fue un maravilloso libro denominado “Cómo hacer amigos e influir sobre las personas”, de Dale Carnegie. Hay muchas lecciones y aprendizajes en este ejemplar, pero quizás lo que más me asombra, es que fue escrito en 1936 y sigue vigente.

Es un libro fácil de leer, pero quizás querrás tomar apuntes, revisar de nuevo, releer, subrayar y seguir aprendiendo para aplicarlo cada vez que puedas. Así que hoy más que hacer un resumen, ni hablar de sus reglas por cada parte del libro, les dejo 5 lecciones que siguen vigentes y que debes aplicar ya.

Lección No. 1: Interésate en los demás.

Esta primera lección, tiene que ser genuina, si se siente forzada o interesada, no funcionará. Al interesarte, motívalos a que hablen de ellos mismos o de sus necesidades. Llega preparado, haz tu investigación y luego haz las preguntas correctas, y más importante aún escucha, escucha bien y participa. Parecen pequeños detalles, pero acordarte de los nombres (ya sea por memoria o por sistema), es sumamente importante y si quieres ir más allá, recuerda cumpleaños (de la persona y sus seres allegados), gustos, preferencias, etc. Esta primera lección es trascendental. Hoy en día parece que tenemos miles de amigos, pero ¿cuántas de esas relaciones siguen vivas? ¿cómo les das seguimiento y mantenimiento?

Lección No. 2: No critiques.
A nadie le gusta que lo critiquen o que lo regañen, ni siquiera cuando sabemos que hemos cometido un error, si manejando alguien hace algo malo o gandalla y se lo haces saber, será muy raro que lo acepte y pida disculpas, es más probable que te metas en una pelea. Es importante tratar de comprender lo que otros sienten y qué es lo que sentirías tú si estuvieras en su lugar. Realmente pensar en por qué otros hacen lo que hacen para generar simpatía, tolerancia y empatía. Entonces recuerda, criticar, condenar o quejarse sobre los demás, pareciera ser inevitable, pero en realidad no lleva a ningún lado. Busca la forma de darle la vuelta, no lo dejes pasar de largo, busca que se aprenda una lección con un ganar-ganar. Inclusive, si vas a pedir un cambio o un reconocimiento, es importante que reconozcas tú mismo tus errores, poniendo el ejemplo y generando la atmósfera para hablar de ello.


Lección No. 3: Elogia y pega en el ego. 
Así como lo dijo William James, “el principio más profundo del carácter humano es el anhelo de ser apreciado”. Como decíamos anteriormente, interesarte en otros es un arma súper poderosa que afecta positivamente a todos. Elogia todo tipo de progresos, pon atención y recuerda. Recuerda que a todo el mundo le gusta sentirse importante y hacer a otros sentirse importantes, sin parecer barbero, no es fácil. Fíjate en los pequeños detalles, pregunta, escucha, dale seguimiento a la relación.


Lección No. 4: Empieza contigo mismo.
Si quieres generar un impacto en los demás, tienes que empezar contigo mismo. Tienes que ser auténticamente amable, empático y no es fácil, tener autocontrol para evitar mostrar sentimientos negativos no se logra de la noche a la mañana. Es imprescindible para lograr buenos resultados, descubrir lo que otros realmente desean, pero para hacerlo, primero lo tienes que descubrir en ti misma. Antes de ayudar a otros a conseguir esos sueños, empieza desde adentro. Dale habla del poder de la sonrisa, ¿sonríes? Intenta hacerlo y veamos los resultados. Por otro lado, es importante ser respetuoso, trabajar en el respeto hacia los demás evitando conflictos, dando importancia a las opiniones de los demás, siempre ser amigable, buscando cooperación y buscando diferentes perspectivas de las cosas. Por último, para aplicar un buen liderazgo, es importante sentir un aprecio sincero y honesto con los demás, escuchar las opiniones de los demás y siempre pero siempre elogia y atribuye los buenos resultados a quienes lo merecen, alienta y utiliza el reto para seguir motivando y que la gente siga creciendo.

En fin, no pretendía hacer un resumen, más bien, busco que puedas darte cuenta que estas lecciones no son secretos ocultos, son evidentes, pero por alguna razón no los consideramos o practicamos como deberíamos. Te invito a leer el libro, vale mucho la pena y sirve en cualquier interacción humana.

Y ahora sí, como diría mi papá y que es una frase que me encanta (que no es de él, evidentemente), en esta columna aplica al cien; “es agradable ser importante, pero es más importante ser agradable”

Comentarios, dudas y reclamaciones: arturo@birth.mx

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Únete a la comunidad más grande marketing en español del mundo. Más de 150 mercadólogos inscritos.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados