3 medidas que puedes tomar para estar protegido en WhatsApp

WhatsApp en smartphone
Foto: Bigstock
  • Los ataques a este servicio de mensajería se han incrementado debido a la gran cantidad de información de los usuarios a la que se puede acceder

Los ataques a las redes y plataformas están a la orden del día. Y de ello no se salva WhatsApp, que con sus 1.500 millones de usuarios se ha vuelto más que apetecible para los cibercriminales en todo el mundo.

Casos como el de los hackers que pueden acceder a las conversaciones y manipular mensajes, o pero aun, instalar software de espionaje en teléfonos –con sistemas tanto Android como iOS– para obtener acceso a todos los datos almacenado en el dispositivo se han dado en meses recientes.

Estas vulnerabilidades en las aplicaciones pueden ser de riesgo para muchos usuarios, aunque no siempre le den la importancia que merece –nunca se piensa en que se puede ser víctima de estas situaciones hasta que sucede–. Sin embargo, lo ideal y necesario es tomar medidas para proteger los dispositivos móviles frente a las nuevas amenazas.

Por ahora parece claro que las grandes empresas tecnológicas no logran controlar este tipo de problemas en su totalidad, así que al menos los usuarios si pueden tomar las medidas básicas para garantizar la seguridad de la información contenida en sus smartphones.

Según acota CheckPoint, con tres sencillas acciones se puede lograr prevenir este tipo de ataques:

  1. Contar con la última actualización de la aplicación y del sistema operativo: “instalar en nuestro smartphone las últimas versiones disponibles tanto del sistema operativo como de cada una de las aplicaciones que tenemos es una medida de seguridad sencilla y efectiva. Es fundamental tener en cuenta que los parches de seguridad sólo se instalan en las últimas versiones, por lo que las anteriores quedan vulnerables ante nuevas amenazas, algo que los ciberatacantes saben aprovechar al máximo.
  2. Mantener el smartphone “limpio”: desde Check Point destacan la importancia de eliminar aquellas aplicaciones cuyo uso sea residual o nulo, revisar los ajustes de privacidad, deshabilitar permisos y borrar las cookies para liberar espacio en la memoria del teléfono. Además, recuerdan desactivar utilidades como el GPS cuando no se esté utilizando, ya que de esta forma dificultaremos a los ciberatacantes el acceso a este tipo de información.
  3. Incorporar medidas de verificación 2 pasos: uno de los principales atractivos de WhatsApp reside en su cifrado de extremo a extremo, que impide acceder a conversaciones ajenas. Sin embargo, si realizas copia de seguridad en la nube, esta no cuenta con ese nivel de protección. Por este motivo, para dificultar el acceso al backup, es muy recomendable incorporar medidas de verificación de identidad de 2 pasos a través de huella digital o códigos recibidos en el propio smartphone. De esta forma, aunque un atacante se haga con nuestro usuario y contraseña, esa medida extra de seguridad evitará que tenga acceso a nuestra información en la nube.”

La ingente cantidad de información que los usuarios depositan en sus dispositivos a través de las aplicaciones que utilizan a diario, las ha convertido en objeto de deseo de los ciberdelincuente, quienes cada vez más afinan sus técnicas para llegar a estos datos. Y aunque el usuario no siempre tiene la posibilidad de resguardarse –no todo es su responsabilidad– si puede ayudarse al estar concienciado y tomar unas mínimas medidas de seguridad.