¿A quién pertenece lo que publicamos en Redes Sociales?

joelgomez2

Por: Joel Gómez
Twitter: @JoelGomezMX
Email: abogado@joelgomez.mx

Es común pensar que al hacer clic en el botón de “publicar” de Facebook o “tweet” en Twitter, automáticamente la información deja de ser nuestra para pertenecer a estas redes sociales. Esta creencia es parcialmente cierta desafortunadamente. Veamos lo que dicen los “términos y condiciones de uso” de algunas de las redes sociales más populares en nuestro país:

FACEBOOK: Tú eres dueño de todo el contenido y la información que publicas en Facebook, y puedes controlar cómo se comparte a través de la configuración de la privacidad y las aplicaciones. Además:

• Para el contenido protegido por derechos de propiedad intelectual, como fotografías y videos (contenido de PI), nos concedes específicamente lo siguiente: una licencia mundial no exclusiva, transferible, sub licenciable, libre de regalías, para utilizar cualquier contenido de PI que publiques en Facebook (licencia de PI). Esta licencia de PI finaliza cuando eliminas tu contenido de PI o tu cuenta, a menos que tu contenido se ha compartido con otras personas, y éstas no lo hayan eliminado.

• Cuando se utiliza una aplicación, tu contenido y la información se comparte con la aplicación. Facebook exige que las aplicaciones respeten tu privacidad, y tu acuerdo con dicha aplicación controlará la forma en la aplicación puede utilizar, almacenar y transferir ese contenido y la información.

TWITTER: Tú conservas los derechos de cualquier contenido que envíes, publiques o muestres a través de Twitter:

• Al enviar, publicar o mostrar contenido en o a través de Twitter, le concedes una licencia mundial no exclusiva, libre de regalías (con derecho a sublicenciar) para usar, copiar, reproducir, procesar, adaptar, modificar, publicar, transmitir , mostrar y distribuir dicho contenido en todos los medios o métodos de distribución (conocidos ahora o que sean desarrollados en un futuro).

• Esta licencia incluye el derecho de Twitter para ofrecer dichos contenidos a otras compañías, organizaciones o individuos que se asocian con Twitter para la sindicación, difusión, distribución o publicación de dicho contenido en otros medios y servicios. Estos usos adicionales se pueden hacer sin darte ninguna compensación o retribución económica.

• Twitter puede modificar o adaptar tu contenido a fin de transmitirlo, mostrarlo o distribuirlo a través de redes informáticas y en diversos medios de comunicación y/o hacer cambios en su contenido que sean necesarias para que se ajuste y adapte a los requisitos o limitaciones de redes, dispositivos, servicios o medios de comunicación.

LINKEDIN: Eres dueño de la información que proporcionas a LinkedIn, y podrás solicitar que se borre en cualquier momento, a menos que hayas compartido información o contenido con terceros y no lo hayan eliminado, o dicha información se ha copiado o almacenado por otros usuarios.

• Concedes a LinkedIn una licencia no exclusiva, irrevocable, mundial, perpetua, ilimitada, transferible, transmisible y totalmente pagada y libre de regalías para que LinkedIn copie, prepare trabajos derivados, mejore, distribuya, publique, elimine, retenga, añada, procese, analice, utilice y comercialice, en cualquier forma conocida ahora o en el futuro, cualquier información que tu proporciones, directa o indirectamente a LinkedIn. Esto incluye cualquier contenido, ideas, conceptos, técnicas o datos de los servicios generados por usuarios, que envíen a LinkedIn, sin ningún tipo de consentimiento adicional previo aviso y/o compensación alguna para ti o para terceros.

Podemos entonces concluir que:

• Lo que publicas en Facebook, es tuyo y de Facebook; lo que publicas en Twitter, es tuyo y de Twitter; lo que publicas en Linkedin, es tuyo y de Linkedin. ¡Es como si te casaras por bienes mancomunados con las redes sociales!

• En todos los casos concedes una licencia (permiso de uso) mundial, pagada (no tienes derecho a cobro de regalías) e irrevocable (no te puedes después arrepentir y cancelarla) para que las redes sociales hagan con tu información lo que quieran, como modificarla, venderla, distribuirla y republicarla en otros medios.

• Una vez que alguien de tu circulo de amigos, followers o contactos (e inclusive las aplicaciones de facebook) copia, almacena, comparte o re-transmite información que tu publicaste, pierdes todo control sobre la misma. Podrás pedir que se borre tu cuenta y lo harán, pero es imposible solicitar que se borre la información que otros tienen sobre ti (fotos, videos, comentarios, etc.).

Después de leer esto, ¿sigues pensando que las redes sociales “son gratis”? El precio que pagamos es muy alto: otorgamos el permiso de usar, modificar, compartir y de hacer prácticamente lo que quieran con nuestra información.

Únete a más de 70,197 lectores

Registra tu email en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios.

Recibe merca20.com en tu email